Taxis de Barcelona protestan contra la vuelta de Uber con una marcha lenta por la ciudad

Marcha lenta de taxistas de Barcelona

Marcha lenta de taxistas de Barcelona

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Decenas de taxis de Barcelona iniciaron este jueves una marcha lenta por las calles del centro en protesta por la vuelta de la plataforma Uber, dos años después de su marcha de la ciudad.

 

«Una vez más estamos en la calle protestando contra Uber, el mayor enemigo del taxi. Y una vez más, queremos demostrarle a toda la sociedad que se puede luchar contra estas plataformas», afirmó en declaraciones a los medios el portavoz del sindicato mayoritario Élite Taxi, Tito Álvarez.

La multinacional estadounidense anunció el pasado 15 de marzo su retorno a Barcelona a través de una flota de 350 taxistas que ofrecerán sus servicios a través de la aplicación.

Es la tercera vez que Uber trata de entrar en la ciudad desde su primera incursión en 2014, que terminó con una prohibición por orden judicial.

Marcha lenta de taxistas de Barcelona

«Somos la única ciudad del mundo que hemos conseguido sacarlo dos veces. Entraron con coches particulares, se tuvieron que ir, entraron por VTC, se tuvieron que ir y ahora vienen con taxis y se van a tener que volver a ir. Estamos convencidos»

El conflicto se reavivó en 2018 cuando la plataforma volvió de la mano de las licencias de transporte concertado (VTC), provocando una huelga de taxistas en Barcelona que se extendió con parones en toda España.

En febrero de 2019, Uber dejó de funcionar en la ciudad cuando entró en vigor un decreto del Gobierno de Cataluña que regulaba de manera más estricta las VTC.

Su retorno pone en pie de guerra al sector del taxi, que acusa a la plataforma de entrar en la ciudad de manera ilegal al no respetar con el sistema de tarifas que dicta el Instituto Metropolitano del Taxi (IMET), la autoridad reguladora.

Para cumplir los requisitos legales, los taxistas que operan a través de la aplicación deben ofrecer tarifas de precio cerrado además del precio por taxímetro.

El IMET advirtió que el incumplimiento de esta norma implica multas de hasta 1.250 euros.

Desde Élite Taxi y otras asociaciones del sector prometieron denunciar a todos los taxistas que colaboren con Uber a través del nuevo sistema.

«Somos la única ciudad del mundo que hemos conseguido sacarlo dos veces. Entraron con coches particulares, se tuvieron que ir, entraron por VTC, se tuvieron que ir y ahora vienen con taxis y se van a tener que volver a ir. Estamos convencidos», afirmó su portavoz.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

EnglishFrenchGermanSpanish