El juez De la Mata rechaza imponer medidas cautelares al rapero Pablo Hasel

Pablo Hasel, rapero
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email
Compartir en Meneame

La Fiscalía había solicitado al magistrado de la Audiencia Nacional la retirada del pasaporte y una comparecencia semanal ante el Juzgado. El magistrado de la Audiencia Nacional, José de la Mata, ha rechazado imponer medidas cautelares al rapero Pablo Hasel, en contra de la Fiscalía, que había solicitado la retirada del pasaporte y la obligación de comparecer semanalmente en el Juzgado. El juez ha adoptado la decisión tras escuchar el testimonio del rapero, investigado por varios tuits contra la Corona y en favor de Grapo.
 
En un auto, recogido por Europa Press, el titular del Juzgado Central de Instrucción número 5 argumenta que las circunstancias de arraigo de Hasel en España son «indiscutibles» y que no se aprecia riesgo de fuga, puesto que ha comparecido «tan pronto como ha sido citado», ni de desaparición de las pruebas.
 
Fuentes fiscales consultadas por Europa Press han explicado que Hasel ha reconocido ante el juez la autoría de los tuits publicados en su cuenta personal y por los que se le imputa delitos de enaltecimiento del terrorismo, contra la Corona y calumnias e injurias contra las instituciones del Estado. Asimismo, el rapero ha apuntado que lo que dicen los tuits es verdad y que está «probado y justificado».
 
El Ministerio Fiscal recuerda que Hasel tiene una condena previa de dos años por enaltecimiento del terrorismo.
 
En un comentario publicado ayer en Twitter con motivo de la citación, Hasel se refirió a la Audiencia Nacional como “tribunal fascista” y denunció que quieren llevarle a prisión “por contar la realidad”.
 
“He demostrado y seguiré demostrando que no cedo a sus chantajes, pero quieren que esta represión sirva para que otros se lo piensen dos veces antes de ser solidarios con los presos políticos, denunciar torturas y asesinatos a manos de los cuerpos represivos o denunciar a la monarquía mafiosa”, escribió Hasel.
 
El rapero tiene pendiente otra causa, ya que el alcalde de Lleida, Ángel Ros, le denunció por amenazarle de muerte en una canción. La Fiscalía pide para él una pena de un año y tres meses.