Enfermeros madrileños denuncian un “pucherazo” en el Colegio al que han de pagar sus cuotas

Edificio del Colegio de Enfermería de Madrid
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La Asociación Madrileña de Enfermería denuncia que las elecciones para elegir un nuevo presidente no han sido anunciadas a muchos de los colegiados. La Asociación Madrileña de Enfermería (AME) ha denunciado que las elecciones a la presidencia del Colegio de Enfermería de Madrid (Codem) se han celebrado sin que gran parte de los colegiados hayan tenido noticia de que había unos comicios convocados. El Codem agrupa a unos 47.000 colegiados, que deben formar parte de este órgano para ejercer la enfermería en la región.

Hoy, la AME denuncia que muchos de ellos tienen un nuevo presidente, Jorge Andrada, sin haber votado ni haber tenido constancia de que las elecciones se celebraban: “En el día de hoy hemos sabido que el Codem reconoce que el pasado día 30 de marzo se celebraron unas elecciones que han dado como fruto un nuevo presidente”, informa en su web la AME a sus afiliados. “¿Tú tampoco te habías enterado de la celebración de estas elecciones? Tranquila, a nosotros nos ha pasado lo mismo, y parece que también al resto de las 47.000 enfermeras colegiadas en la Comunidad Madrid”, denuncia el colectivo.

El enfrentamiento de esta asociación de enfermeros también estriba en una guerra abierta con otra plataforma sindical de la enfermería en la región, el sindicato Satse, que tradicionalmente ha venido teniendo más presencia el colegio de enfermeros: “En los últimos meses hemos visto al Codem y al Satse bastante preocupados por arengar a todos los enfermeros, por tierra, mar y aire, para realizar una huelga competencial por  el ataque a la profesión  de un no muy claro Decreto de prescripción enfermera, sin embargo, éstos han sido capaces en ese mismo tiempo de gestar y perpetrar un grave atentado contra todos sus colegiados”, denuncian.

“No han sido capaces de anunciar estos comicios a los colegiados mediante medios de comunicación ordinarios: Mail, SMS, página web, revista Tribuna Sanitaria,…, por lo que estos señores y señoras se han autoproclamado de manera unilateral, negando el legítimo derecho de sufragio activo y pasivo que ostentan todos los colegiados, recogidos en los Estatutos del Colegio Oficial de Enfermeros de Madrid”.

La AME viene reivindicando durante meses más capacidad de decisión sobre la entidad que les representa, y que gestiona anualmente unos 8,5 millones de euros. La plataforma ya había denunciado que el máximo representante del colectivo se niega a desglosar sus cuentas, y que las Juntas Generales se convocan “de una manera ilegal, sin los diez días de antelación exigida” y “a espaldas de sus colegiados”.