Moody’s opina que el límite del BCE a los dividendos bancarios es «positivo» porque blinda la capitalización

Moodys
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La agencia de calificación crediticia Moody’s ha asegurado que la decisión del Banco Central Europeo (BCE) de limitar el reparto de dividendos de las entidades bancarias hasta septiembre de 2021 es una medida «positiva» para el crédito de dichas empresas porque «blinda» su capitalización.

«La decisión del banco central de restringir el pago de dividendos sólo reducirá marginalmente las ratios regulatorias de capital. El límite a los pagos de dividendos es crediticiamente positivo porque ayuda a proteger la capitalización de los bancos», han asegurado los analistas de Moody’s Christina Holthaus, Alexander Hendricks y Alain Laurin.

Esta semana, el consejo de administración del BCE decidió permitir que las entidades distribuyeran como dividendo o como recompras de acciones el 15% del beneficio de 2019-2020. En marzo, el BCE prohibió este tipo de remuneraciones a los accionistas como medida preventiva frente a la crisis y el plazo de expiración de esas medidas era el 1 de enero de 2021. No obstante, los bancos no podrán aprobar dividendos con cargo a los resultados de 2021 hasta, al menos, septiembre del año que viene.

Moody’s ha señalado que la capitalización de las entidades bancarias europeas es «sólida». De acuerdo con los últimos datos publicados por la Autoridad Bancaria Europea (EBA, por sus siglas en inglés), la banca del Viejo Continente registró una ratio de capital CET1 ‘fully loaded’ del 14,7%.

«Una buena capitalización que proporciona espacio de maniobra por encima de los requisitos mínimos mitiga el riesgo de incumplimiento regulatorio», han apostillado los analistas de la calificadora de riesgos.

Moody’s también ha indicado que estima que las ratios de capital CET1 de los bancos se contraigan en 2021 como resultado de que el deterioro de las condiciones económicas eleve los activos por riesgo ponderado. Además, los beneficios seguirán «desafiados» por el incremento de costes y por el deterioro en las carteras de crédito.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

EnglishFrenchGermanSpanish