Ministra alemana: «No será fácil» probar malversación a Puigdemont

Katarina Barley, ministra alemana de Familia y de la Mujer en funciones
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La ministra de Justicia alemana, Katarina Barley, consideró «abosolutamente correcta» la decisión de un tribunal de su país de dejar libre bajo fianza a Carles Puigdemont y desestimar el cargo de rebelión que se le imputa en España al líder catalán por el proceso independentista. «La decisión de los jueces en Schleswig es absolutamente correcta. Esperaba que fuera así», señaló ayer al diario «Süddeutsche Zeitung».

Según Barley, España tendrá que explicar las razones por la cuales Puigdemont debería ser considerado culpable de malversación de fondos. «Esto no será fácil», reclamó la política del Partido Socialdemócrata (SPD), socio menor de gobierno de la canciller Angela Merkel.

En caso contrario, la orden de detención será levantada «y entonces Puigdemont será un hombre libre en un país libre, o sea, en la República Federal Alemana».

Puigdemont salió ayer de la prisión de Neumünster y dijo que se dirigía a Berlín.

El jueves, una corte del estado federado de Schleswig-Holstein, en el norte de Alemania, había resuelto dejar en libertad bajo fianza al dirigente catalán, detenido el 25 de marzo por una orden de detención europea activada por el Supremo en Madrid, hasta que se decida sobre la entrega del independentista a España.

La corte alemana dejó caer además el cargo de rebelión por el que está procesado Puigdemont, castigado con hasta 30 años de prisión en España, y se limitará a estudiar si lo entrega por malversación, un delito con penas menores de hasta 12 años de cárcel.

Puigdemont ingresó en prisión tras ser detenido a pedido de las autoridades españolas cuando intentaba regresar en coche de Finlandia a Bélgica, donde llevaba cinco meses instalado desde que fue destituido a fines de octubre por la escalada de su plan secesionista.