Los pensionistas no flaquean y vuelven a elevar la presión sobre el Gobierno un lunes más

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El ‘efecto Bilbao’ ya no se circunscribe exclusivamente al Museo Guggenheim y a la posterior reconversión de la ciudad. El ‘efecto Bilbao’ también son los pensionistas de la villa vizcaína, que han conseguido trasladar las movilizaciones de los lunes a varias ciudades de España. Lugo, Getafe, Vitoria Parla, Murcia y Barcelona, entre otras, acogen diversas concentraciones para exigir al Gobierno una serie de medidas innegociables.

Subida del IPC a todas las pensiones con carácter indefinido, pensión mínima de 1.080 euros, y derogación «definitiva» del factor de sostenibilidad, esas son las tres demandas que engloba a todos los pensionistas manifestantes.

“¡Esta batalla, la vamos a ganar!”, ha sido uno de los cánticos más repetidos en Bilbao. La capital vizcaína ha vuelto a ser sede de la movilización más numerosa de pensionistas. Cerca de 4.000 personas han llenado el paseo de Uribitarte, el Puente del Ayuntamiento y parte del Arenal de Bilbao en esta soleada mañana de mayo.

La concentración de este lunes es, además, una suerte de ‘calentamiento’ para la gran manifestación que prepara el Movimiento de Pensionistas de Bizkaia para el próximo 26 de mayo en Bilbao.

Pensionistas, trabajadores, parados, jóvenes, organizaciones feministas, baseritarras, arrantzales estaremos en la calle defendiendo las pensiones públicas de hoy y del futuro», aseguraron desde la plataforma de pensionistas.

La marcha saldrá a las 18:00 horas del Sagrado Corazón y concluirá en Ayuntamiento de Bilbao.