Los inversores vuelven a penalizar en bolsa a Ence tras sus cuentas de 2019

Biofábrica de Ence en Pontevedra
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

En una jornada en la que la bolsa española vuelve a teñirse de rojo ante el temor a la propagación del coronavirus, uno de los valores más castigados del Ibex 35 vuelve a ser Ence. La compañía publicó ayer al cierre sus resultados trimestrales, que volvieron a dejar en evidencia las dificultades que atraviesa la compañía.

En concreto, las acciones de Ence cayeron al cierre un 3,56% hasta marcar 3,25 euros dentro de un Ibex 35 que finalmente se dejó un 3,55% y se quedó en 8.985 puntos.

Ence comunicó el miércoles al cierre a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que obtuvo un beneficio neto de 9,2 millones de euros en 2019, lo que supone una caída del 93% en comparación con los 129,1 millones del ejercicio anterior, como consecuencia de la caída del precio de la celulosa y la ejecución de inversiones encaminadas a aumentar la capacidad de producción de su negocio en energías renovables.

Las ventas se redujeron un 11,6% hasta los 735,4 millones de euros, y el beneficio bruto de explotación (Ebitda) un 56,3%, hasta quedarse en 127 millones de euros. La deuda financiera neta de la compañía ascendió a 512,7 millones de euros, un 68,2% superior a la de hace un año.

La compañía señaló que sigue defendiendo en la Audiencia Nacional la legalidad de la extensión de su concesión en Pontevedra, otorgada hasta 2073, y que espera una primera resolución judicial durante los próximos meses. El proceso judicial podría prolongarse en torno a cuatro años, incluyendo los recursos que se formulen ante las más altas instancias judiciales.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA