La rentabilidad del ‘treasurie’ a diez años alcanza sus máximos desde 2011

Billetes dolar

Segundo día consecutivo de fuertes ventas en los bonos del tesoro estadounidense ante la percepción de los inversores de un robusto crecimiento en la mayor economía del mundo y un ritmo más alto en la senda de subidas de tipos de la Fed. La rentabilidad del bono de referencia a diez años, que se mueve de manera inversa al precio, alcanza ya sus máximos desde 2011.

El rendimiento del bono de referencia subía en la jornada de hoy otros tres puntos básicos hasta el 3,21% tras haber avanzado ayer miércoles otros 12 puntos, superando el máximo intradiario de mayo del 3,1261%.

Mientras, el bono de 30 años ofrece una rentabilidad de un 3,37%, cuatro puntos por encima del nivel de ayer, y en su cota más alta desde 2014.

Los inversores aguardan con interés las cifras de empleo que se publicarán este viernes, y que el mercado espera que muestren una tasa de paro del 3,8%, la más baja desde 1969.

El dinamismo de la economía y el mercado laboral ha despertado además las expectativas de más subidas de tipos de interés de la Reserva Federal. Además de la subida de diciembre anticipada por el propio presidente de la institución, Jerome Powell, se esperan dos subidas en 2019.