La Comunidad de Madrid aprueba deducciones en el IRPF por 90 millones

Destinadas a cuidado de personas mayores, arrendamientos de viviendas y estudios superiores.

La Comunidad de Madrid ha aprobado un nuevo proyecto de Ley con una batería de deducciones fiscales que supondrá un ahorro de 91,9 millones de euros para casi 700.000 contribuyentes madrileños a través del IRPF.

El texto validado este martes por el Consejo de Gobierno incluye tres nuevas deducciones relacionadas con el cuidado de personas mayores en el entorno familiar, el arrendamiento de viviendas y los estudios superiores, así como la ampliación del porcentaje de deducción de otras tres ya en vigor, según ha informado el consejero de Economía, Hacienda y Empleo, Javier Fernández-Lasquetty, en rueda de prensa.

«Son ya seis las leyes de bajada de impuestos que se han aprobado en el mandato de Isabel Díaz Ayuso», ha puesto en valor el consejero madrileño. La iniciativa será remitida mañana a la Asamblea para iniciar su tramitación parlamentaria y su aplicación prevista a partir de este próximo año, «ayudando así a las familias madrileñas ante el incremento de los precios, el coste de la energía y la situación de alta inflación».

La primera de las nuevas deducciones está dirigida a las familias con una deducción de 500 euros por el cuidado de ascendientes mayores de 65 años o con discapacidad. Otra será del 10% para los gastos relacionados con el alquiler de la casa arrendada como, por ejemplo, los de conservación o reparaciones.

El ahorro fiscal también abarca al ámbito de los estudios superiores. Así, aquellas personas que quieran cursar un Grado, máster o doctorado, y tengan que pedir un préstamo para esta finalidad, podrán desgravarse el 100% de los intereses.

Además, se van a ampliar otras deducciones ya existentes, como la relacionada con los gastos de enseñanza de idiomas, cuyo porcentaje de rebaja sube del 10% al 15%, o con la contratación de personas que se encarguen del cuidado a mayores en situación de dependencia o discapacidad, extendiendo la vigente para la misma atención a menores de 3 años. En este caso, se podrán deducir el 25% de los gastos de cotización a la Seguridad Social.

También se ampliará al 40% la deducción vinculada a la adquisición de acciones y participaciones sociales de nuevas entidades o de reciente creación, con un límite de 9.000 euros.

Esta batería de deducciones fiscales se une a otras bajadas de impuestos del Gobierno regional en esta legislatura, como la ampliación de la bonificación a los impuestos de Sucesiones y Donaciones entre hermanos y entre tíos y sobrinos, la deflactación en el tramo autonómico del IRPF o los incentivos en materia tributaria para fomentar la natalidad.

Más información