Indra recibe con caídas la marcha de Cristina Ruiz como CEO

Sede de la compañía de tecnología y consultoría Indra en Alcobendas (Madrid)

Sede de Indra en Alcobendas (Madrid)

Indra ha recibido con pérdidas en Bolsa la noticia de la dimisión de Cristina Ruiz, co-consejera delegada de la compañía, por las tensiones en la cúpula del grupo. Los títulos de la tecnológica han cerrado la sesión con un descenso del 1,8%, hasta los 9,25 euros, en línea con los descensos del Ibex. La empresa ha suavizado las caídas del arranque de la jornada, cuando llegó a liderar los retrocesos del selectivo.

 

En un hecho relevante remitido a la CNMV, Indra ha informado que la ejecutiva será sustituida al frente de Minsait, la división de tecnologías de información de Indra por Luis Abril, hasta ahora el director de los negocios de Energía, Industria y Consumo, que también será nombrado consejero del grupo, pero no ostentará el puesto de consejero delegado.

Cristina Ruiz fue nombrada consejera delegada de Indra, junto con Ignacio Mataix, responsable de la división de Transporte y Defensa de la compañía, en junio de 2021 después de que se produjera el relevo de Fernando Abril-Martorell como presidente de Indra.

Con la salida de Cristina Ruiz de Indra se desmonta en parte el modelo de gobernanza diseñado tras la salida de Abril-Martorell, con dos CEO solidarios al frente de los negocios: Cristina Ruiz en el área de TI e Ignacio Mataix en Transporte y Defensa (T&D), la división más rentable del grupo. Mataix conserva por el momento sus atribuciones.