Aguirre cesó a Granados por decir que no estaba curada de su cáncer y que su marido sufría depresión

Esperanza Aguirre, expresidenta de la Comunidad de Madrid
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Los ‘chismorreos’ del entonces secretario general del PP de Madrid le costaron el cargo, según la prensa online. El hecho de que la entonces presidenta de la Comunidad de Madrid Esperanza Aguirre fulminara por sorpresa a Francisco Granados como secretario general del PP de Madrid no se debió al pulso que mantenía con Ignacio González, su delfín, ni a que espiara a sus compañeros, ni siquiera a las sospechas que empezaban a tenerse sobre su patrimonio y sus actividades sino que fue algo estrictamente personal.

Por lo menos eso es lo que cuenta vozpopuli.com.com, digital que asegura que aunque “Aguirre ha dicho en público que le cesó cuando se enteró de que había filtrado a la prensa que se iban a reducir los liberados sindicales que había en la Comunidad de Madrid” la realidad era otra.

Y explica que lo que ocurrió fue que “Granados comenzó a comer con periodistas y una persona le dijo a Aguirre que durante una de estas comidas había dicho que la presidenta no estaba curada de su cáncer y que su marido estaba tan afectado que había caído en una fuerte depresión”. Entonces, siempre según el citado medio online, Esperanza Aguirre le llamó a su despacho y le cesó fulminantemente”.