Garamendi: la gente que se quede sin trabajo por un ERTE va a tener paro desde el primer minuto

Antonio Garamendi, Vicepresidente de la CEOE y presidente de Cepyme
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Garamendi, ha afirmado que la gente que se vaya a su casa sin trabajo por un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) derivado de las medidas aplicadas por el coronavirus tendrá paro desde el primer minuto.

En una entrevista en ‘el programa de Ana Rosa’, Garamendi ha señalado que, además, en esta línea los agentes sociales están pidiendo que incluso no se cuente si tenía derecho a paro o no la persona afectada, sino que «cualquiera que estuviese trabajando tenga esta prestación y que luego el contador se ponga a cero».

«Esta parte estaría cubierta», ha resaltado, tras apuntar que lo que hay que ver es cómo se introducen otras soluciones para la gente que puede sufrir más «a medida que se vayan viendo las cosas». «Hay que ayudar al que más lo necesite», ha apostillado.

El presidente de la patronal cree que no se trata solo de tener medidas generalistas que puedan tener un gasto determinado, sino de herramientas que vayan dirigidas a quien más lo necesita.

Preguntado sobre qué pasara con los pequeños empresarios que tengan personas a su cargo y deban pagar un alquiler o hipoteca, Garamendi ha señalado que el dueño accedería a una bajada de cotizaciones sociales o, en su caso, a una renta mínima, que tanto sindicatos como patronal están pidiendo.

Por otro lado, el ERTE cubiría el coste de los trabajadores si los tiene y no habrá ningún problema para poder desplazar esta hipoteca, en este caso hablando con el banco. «Si realmente hay crédito, porque hay garantías, no habrá ningún problema», ha apostillado.

Garamendi ha recordado que están trabajando en contacto directo con el Ministerio de Sanidad desde hace semanas y que han planteado algunas medidas desde hace días, con el acuerdo con sindicatos, a los que ha agradecido su disposición, porque «el problema es de todos».

No obstante, ha resaltado que las medidas urgentes cuanto antes se tomen, «mejor». Así, ha hecho hincapié en que las empresas se han quedado sin ingresos y facturación, por lo que hay que aliviarles los gastos «de la mejor manera».

«Las medidas urgentes que estamos pidiendo y que pensamos que son fundamentales son la exoneración de impuestos de la Seguridad Social o del IVA mientras que no te lo hayan pagado», ha señalado, tras resaltar también que los ERTEs deben ser más automáticos y más flexibles.

También ve fundamental que se dé liquidez al sistema y que así las empresas puedan tener acceso al crédito para aguantar con este circulante los gastos que son «inevitables» y para lo que es necesario que el Estado participe dando avales a estos créditos.

«Miles de millones de euros son necesarios para salvar a las empresas y tranquilizar a los mercados que también son claves y lo estamos viendo en la bolsa», ha añadido, tras pedir que se cuide «entre algodones» a la empresa, porque es la que crea empleo, riqueza y paga impuestos, pero también es la que tiene que estar preparada para dentro de un mes, dos o tres, vuelva a arrancar sin problemas.

Sobre el impacto económico, el presidente de la CEOE ha señalado que espera que esta crisis dure poco, aunque ha afirmado que sí que es cierto que va a influir de forma «importante» en la economía. Según cálculos provisionales e internos de la CEOE teniendo en cuenta diferentes escenarios, el impacto podría ser de tres puntos porcentuales del PIB al mes en el mundo (unos 30.000 millones) y de 70.000 millones mensuales de impacto en facturación para las empresas.

«Todas las hipótesis están encima de la mesa y la actual economía que vivimos no tiene nada que ver con la de hace cinco años o dos», ha remarcado Garamendi, tras afirmar que tranquilizar al mercado es «clave» y tras afirmar que no está previsto cerrar la bolsa.

«Espero que no siga cayendo el Ibex y que las medidas económicas que se aprueben hoy tranquilicen a los inversores de alguna manera», ha añadido, tras pedir que cuanto antes se aprueben las medidas económicas, mejor. «Bienvenidas sean y ojalá salgan a las 14.00 horas en vez de las 21.00 horas, cuanto antes mejor», ha concluido.