Entra en vigor el nuevo IVA para el comercio electrónico impulsado por Bruselas

Tarjeta de crédito
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El 1 de julio se pone en marcha una de las reformas más importantes del IVA en los últimos años. La Unión Europea (UE) considera que el auge del comercio electrónico necesitaba una nueva reglamentación y la aplicará a partir de ahora. La finalidad es que cada uno de los 27 países de la UE se vean beneficiados con esta nueva fórmula que pone coto a esa actividad escasamente regulada hasta ahora.

Las principales novedades del nuevo IVA permitirán mayores ingresos a los estados miembros. Por ejemplo, hasta ahora las mercancías con un valor inferior a 22 euros estaban exentas del impuesto. A partir de julio tendrán que tributar procedan de donde procedan. La razón es que esa norma no existía para los artículos que se venden directamente dentro de la UE. Además se había constatado que muchos comerciantes on-line etiquetaban con engaño para evitar el IVA aunque el artículo tuviese un precio mayor. Se calcula que ese fraude suponía unos 7.000 millones de euros al año que no ingresaban los estados.

La nueva norma obliga también a que los vendedores de comercio electrónico dispongan de número de IVA en cada estado miembro. Eso significa que los distribuidores tendrán que abonar el IVA en cada país miembro en cuanto superen los 10.000 euros de facturación, unificando así los criterios que hasta ahora eran divergentes entre unos y otros países. Además Bruselas pone en marcha una Ventanilla Única (One Stop Shop) que permitirá a los distribuidores vender en toda la UE sin necesidad de darse de alta en cada país.

Para los pequeños distribuidores supone un avance significativo porque será esa Ventanilla Única la que distribuirá entre los países el IVA devengado sin obligar a que se presente la declaración en cada uno de ellos. El distribuidor con presentar la declaración en su país quedará cubierto para toda la UE.

Finalmente también se crea la Ventanilla Única de importación para los vendedores de fuera de la UE y que sigue la misma norma, por lo que repartirá el importe del IVA en función de lo que cada plataforma venda en cada país. Según Bruselas esto aporta transparencia porque obliga a las grandes multinacionales de venta por Internet a facturar el IVA y evitará fraudes a través de empresas de mensajería o de aduanas.

Todas las grandes plataformas empezarán a aplicar el nuevo sistema desde ya porque ya están dadas de alta en esa Ventanilla según anunciaron ayer fuente de la Comisión Europea.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA