Enfrentamiento entre el Banco de Italia y el Gobierno por los Presupuestos

El Gobierno italiano insiste en su proyecto de Presupuestos pese al rechazo de la Comisión Europea.

Bandera de Italia

Los que empezó como un tira y afloja entre el Gobierno italiano y la Comisión Europea hoy ha desembocado en un cruce de declaraciones entre el gobernador del Banco de Italia, Ignazio Visco, y el ministro de Finanzas del país, Giovanni Tria, después de que Visco haya criticado abiertamente los planes presupuestarios presentados por el Ejecutivo.

“La brecha de crecimiento entre Italia y el resto de la zona del euro es un problema estructural que no se puede resolver con políticas de estabilización monetaria o con la expansión del presupuesto del gobierno”, ha señalado el gobernador del Banco de Italia, Ignazio Visco, en un acto en Roma al que también ha acudido Tria, que ha replicado que los planes de gasto tienen como objetivo reducir esa brecha.

El gobierno tiene dos semanas para enviar un nuevo proyecto de Presupuestos a Bruselas, pero hasta el momento no ha mostrado ninguna intención de dar marcha atrás en sus planes. El proyecto remitido al Ejecutivo comunitario contempla un déficit público del 2,4% del PIB en 2019, tres veces por encima del presentado por el anterior Gobierno, y una cifra que la Comisión Europea cree que pone en riesgo la senda de reducción de la deuda pública, por encima del 130% del PIB.

“Económicamente y socialmente, no podemos afrontar el coste de una política sin déficit”, ha defendido Tria en respuesta al Banco de Italia. “Estamos convencidos de que el nivel de déficit de la ley de presupuesto no solo es sostenible, sino también responsable”.

Visco, que se sienta en el Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo (BCE), considera que la deuda pública de Italia es sostenible, pero “debe haber un compromiso claro para mantenerlo de esa manera”. Eso significaría “colocar la ratio deuda / PIB en un camino creíble de reducción a largo plazo”.

Más información