El mercado espera una UE más ‘blanda’ con la banca con vistas a Basilea III

Sede del Banco de Pagos Internacionales en Basilea
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El verano pasado la Autoridad Bancaria Europea (EBA) estimó que las nuevas normas de Basilea obligarían a la banca a buscar 135.000 millones más de capital. Los expertos, consideran no obstante que la sangre no llegará al río y las autoridades del Viejo Continente serán más flexibles con el sector financiero, especialmente en un momento de desaceleración como el actual.

O al menos, los analistas de Citigroup consideran “realista” asumir que la Unión Europea puede adoptar los nuevos estándares de capital global, conocidos como Basilea III, con sólo “un aumento mínimo de capital requerido”, según un informe recogido por Bloomberg. Este punto de vista se suma al que ya han apuntado otros expertos, como los de JP Morgan, de que por fin podría haber llegado el año para el sector financiero europeo en bolsa.

Los políticos europeos habían asegurado una y otra vez que las nuevas reglas no aumentarían materialmente la cantidad de capital que los bancos necesitan mantener para protegerse contra las pérdidas, pero los inversores no las habían tenido todas consigo hasta ahora. Las autoridades bancarias europeas han destacado recientemente la flexibilidad que tienen para compensar la carga. Y mientras que algunas legislaciones pueden suavizar el golpe, los bancos también están indicando que la ralentización de la economía europea les está ayudando a presentar sus argumentos a los responsables políticos, señala la agencia estadounidense.

Según el Citigroup, la UE puede permitir excepciones a las normas sobre las reservas de capital para parte de los bancos. También puede ser flexible en cuanto a los préstamos a empresas que no tienen calificación crediticia e incluso los funcionarios podrían considerar alternativas a al estricto límite sobre el uso que hacen los bancos de sus propios cálculos para cuantificar los riesgos a los que se enfrentan.

Los analistas del banco de inversión estadounidense citan los comentarios de las visitas realizadas durante la semana pasada a los lobbys de los bancos, los organismos de control, los reguladores y los funcionarios gubernamentales en Frankfurt, París y Londres.

Los bancos del viejo continente también pueden tomar medidas como obtener calificaciones para las empresas sin calificación, cancelar los compromisos de préstamo que no han sido aprovechados, vender activos y cobrar más por sus servicios, señala Citigroup.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA