El Gobierno pide “aprovechar” los recursos públicos mientras Ayuso externaliza la vacunación

Carolina Darias y Salvador Illa
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

“Vacunar, vacunar y vacunar”. El Gobierno ha dejado claro qué hay que hacer para tratar de derrotar al covid-19 ante el aumento en los contagios que se está produciendo en las últimas semanas, marcadas por las fiestas navideñas. Según ha defendido la ministra de Política Territorial, Carolina Darias, “cada vez tienen que ser más las personas vacunadas que las contagiadas en nuestro país” y ha pedido “aprovechar” las capacidades del sistema público de salud. En concreto, del colectivo de enfermería.

En una comparecencia junto al ministro de Sanidad, Salvador Illa, tras la reunión del Comité de seguimiento del coronavirus, Darias ha admitido que “vienen tiempos de dificultad” y ha afirmado que el Sistema Nacional de Salud “está muy bien preparado” para hacer frente a la vacunación. “Por tanto”, ha manifestado, “tenemos que ser capaces de aprovechar todos sus potenciales, todas sus capacidades, especialmente sus recursos como sus profesionales”.

La titular de Política Territorial ha apuntado, en concreto, al personal de enfermería. “Tenemos más de 180.000 enfermeros y enfermeras en el sistema público de salud”, ha recordado Darias antes de dejar claro que “es una gran fortaleza” y son profesionales que están “muy bien preparados” ante esta situación.

Las palabras de la titular de esta cartera se producen apenas unos días después de que la Comunidad de Madrid haya sido la primera autonomía en externalizar parte de la campaña de vacunación contra el covid-19. Según figura en el portal de la contratación de esta región, y publicó EL BOLETIN, el Gobierno de Isabel Díaz Ayuso ha adjudicado a Cruz Roja este servicio por casi 805.000 euros durante seis meses. Lo ha hecho a través de un procedimiento de emergencia, es decir, a dedo, sin concurso público.

Esta decisión ha sido duramente criticada por partidos de la oposición, sindicatos y colectivos sanitarios. Así, por ejemplo, para CCOO la Comunidad “dilapida los fondos estatales” y sostiene que con los mencionados 805.000 euros el SERMAS podría contratar durante seis meses (lo que dura el contrato), 28 enfermeras y 28 TCAE, “más del doble de personal que aporta la empresa privada para suministrar las vacunas”.

Por su parte, Salvador Illa ha asegurado que “todas las comunidades autónomas están haciendo un esfuerzo muy importante para poder administrar lo antes posible las dosis que reciben de las vacunas” y ha defendido el reparto equitativo de las dosis.