El Gobierno interviene la sanidad privada

El ministro de Sanidad, Salvador Illa
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La sanidad privada estará a las órdenes de las Comunidades Autónomas para hacer frente a la crisis por el coronavirus. Así lo ha anunciado este domingo el ministro Salvador Illa en una comparecencia telemática en el Palacio de la Moncloa junto a la titular de Defensa, Margarita Robles; y los responsables del Interior y Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Fernando Grande-Marlaska y José Luis Ábalos, respectivamente.

El Gobierno ha acordado un nuevo conjunto de medidas para “reforzar” el sistema de salud ante la pandemia del Covid 19. Entre ellas, la intervención de la sanidad privada. Se pone a las “órdenes” de las consejerías autonómicas “todas las instalaciones de la sanidad privada para que puedan disponer de ellas como mejor consideren para hacer frente a las necesidades que tenemos”. Además, los y las responsables regionales de este ámbito podrán “habilitar espacios para uso sanitario” en locales públicos o privados para régimen de consulta o de hospitalización.

Illa también ha dado cuenta de la decisión del Ejecutivo de prorrogar los contratos de residentes en el último año de formación en varias en varias especialidades y se autoriza la contratación de personas con grado de licenciatura y que carecen, por ahora, de título de especialista.

A esto hay que añadir varias iniciativas en cuanto al suministro de medicamentos y equipos de protección. En este sentido, Sanidad ha dado un plazo de 48 horas a todas aquellas personas que dispongan en sus locales de productos sanitarios para que “lo pongan en conocimiento» del Ministerio. Se trata de mascarillas, kits de diagnóstico, isotopos, gafas de protección o batas desechables, entre otras cosas.

Asimismo, “es obligatorio que aquellas empresas que dispongan de capacidad productiva necesaria para la fabricación de este tipo de productos lo pongan en 48 horas en conocimiento de Sanidad”.

Dicho esto, y ya en turno de preguntas, Salvador Illa ha detallado que se están haciendo las pruebas sobre el coronavirus “a todas las personas que conforme a los protocolos requieren de ella” y ha destacado que “en España se han celebrado más de 30.000 test”. A este respecto, el Gobierno está trabajando en un nuevo procedimiento.