El Gobierno concede el 90% de ayudas solicitadas por cese de actividad para autónomos de cultura y deporte

El ministro de Cultura, José Manuel Rodríguez Uribes
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

En el sector de la cultura, la propiedad intelectual y el deporte, se han otorgado un 89,9 por ciento de las solicitudes de ayuda por cese de actividad a autónomos desde que las pusiera en marcha el Gobierno.

Así lo reflejan los datos recopilados por el Ministerio de Cultura y Deporte de la explotación estadística de los ficheros de afiliación de trabajadores al sistema de la Seguridad Social, facilitados por el Ministerio de Trabajo y Economía Social y los de prestaciones por cese de actividad de los autónomos facilitados por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social e Inmigraciones.

Hasta la fecha, un 35,3 por ciento de los 237.190 autónomos que vinculados al sector de la cultura y el deporte han solicitado este tipo de prestaciones que ha puesto a su disposición el Gobierno.

El Ministerio de Cultura y Deporte ha preparado guías publicadas en su página web y redes sociales para informar sobre todas las medidas aprobadas hasta el momento por el Gobierno que afectan a estos sectores y cómo acceder a ellas.

El sector cultural emplea en términos medios anuales 710.000 personas, según datos de la Encuesta de Población Activa 2019, en actividades económicas o en ocupaciones culturales -un 3,6 % del empleo total en España en la media del periodo anual- siendo el 68,8 % asalariado.

Por otra parte, el Ministerio ha destacado que en el Real Decreto aprobado por el Consejo de Ministros el martes se aprobaron medidas urgentes complementarias para apoyar la economía y el empleo. En el apartado de las medidas fiscales, se flexibiliza el régimen de pymes y autónomos, para que tributen por sus ingresos reales, permitiendo que renuncien al método de estimación objetiva del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, y de la cuota trimestral del régimen simplificado del Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA).

De esta medida podrán beneficiarse los cerca de 200.000 trabajadores autónomos del que desarrollan actividades económicas vinculadas a la cultura y a la propiedad intelectual, y que mayoritariamente están acogidos al sistema estimación objetiva o tributación por módulo.

Igualmente, el Ejecutivo ha aprobado una moratoria en el pago de impuestos, ofreciendo la posibilidad de «supeditar el pago de las deudas tributarias a la obtención de la financiación» sujeta al plan de avales públicos, de hasta 100.000 millones, desplegado por el Gobierno en respuesta a la crisis.

Así, las empresas que soliciten los citados créditos, no se iniciará el periodo ejecutivo para determinadas deudas tributarias y podrán retrasar el pago de los impuestos hasta obtener los préstamos con el aval público del ICO.

Finalmente, el Gobierno ha reducido el IVA de los libros, revistas y periódicos electrónicos, del 21 al 4%, para alinearlo con el aplicable a los de papel, que es el 4%. La reducción del IVA para la edición electrónica es una medida de apoyo a los editores y a los medios de comunicación. Se espera que tenga un efecto de estímulo positivo sobre el tejido empresarial vinculado al libro y a la prensa, y sobre el consumo familiar tanto de libros electrónicos como de prensa.