El Popular inicia las negociaciones con los sindicatos para reducir plantilla

Sucursal del Banco Popular
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El Popular inicia hoy las negociaciones con los sindicatos para el proceso de «optimización» de la red de sucursales. Banco Popular ha comenzado hoy las negociaciones con los sindicatos acerca del nuevo plan de optimización que el banco va a llevar a cabo bajo, y que de acuerdo con algunas informaciones podría suponer un recorte de hasta un 18,5% de la actual plantilla.
 
En un comunicado, el banco que preside Ángel Ron señala que persigue tres objetivos. En primer lugar, “transformar y adaptar las actuales estructuras territoriales de apoyo a la red comercial”: se potenciará la acción de las oficinas mediante la aplicación de un modelo más ágil, sencillo, eficiente y con mayor calidad y rapidez de respuesta a los clientes.
 
También se persigue una “optimización de la red de sucursales, adaptando la dimensión de los equipos humanos en determinados entornos” con el objetivo de mejorar la rentabilidad del negocio y dotando a la red de sucursales de los medios técnicos adecuados a través del Proceso de Transformación Digital por el que la entidad apuesta.
 
Y por último un redimensionamiento de los servicios corporativos y áreas de servicios centrales, ajustando las estructuras al nuevo modelo y dimensión de la red comercial e implantando procesos tecnológicamente más avanzados, contribuyendo a mejorar la eficiencia y el nivel de servicio prestado.
 
El banco pretende llevar a cabo la aplicación de estas medidas de forma acordada con los representantes de los trabajadores, para lo que se inicia hoy el proceso de negociación.
 
Este proceso de optimización “contribuirá, tanto a preparar y modernizar las estructuras organizativas de la entidad para adaptarlas a la evolución de la banca digital, como a mejorar la relación coste-beneficio del negocio, consolidando su vocación de independencia en beneficio de los intereses de los clientes, empleados y accionistas”.
 
Según publicó a principios de semana el diario Expansión, el ajuste de plantilla podría alcanzar los 2.800 trabajadores, aproximadamente un 18,5% de los poco más de 15.000 que hay en plantilla, aunque se espera que se pueda llevar a cabo a través de prejubilaciones y bajas voluntarias.