Cristina Cifuentes, ¿la nueva innombrable de Mariano Rajoy?

Mariano Rajoy y Cristina Cifuentes
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha pasado en apenas tres días de brindar públicamente a Cristina Cifuentes el “apoyo del PP” a eludir la crisis política desatada por su máster en la Universidad Rey Juan Carlos. El líder de los populares ni siquiera ha mencionado por su nombre a Cifuentes en su comparecencia este martes desde Buenos Aires junto al presidente de Argentina, Mauricio Macri. Una situación que recuerda, y mucho, a la protagonizada por Rajoy con Luis Bárcenas o Rodrigo Rato.

El jefe del Ejecutivo pasó de referirse a ambos por sus nombres a mencionarles como esas “personas”. “Respecto a la situación en el partido de la persona por la que se han interesado, el PP ha abierto un expediente informativo y es evidente que yo no debo prejuzgar nada en este momento”, señaló en su día Mariano Rajoy preguntado por el expresidente de Bankia.

Un destino que podría correr Cristina Cifuentes ante la deriva en la que se encuentra por el bautizado por algunos como el ‘mastergate’. Su situación cada vez es más insostenible. Los últimos acontecimientos han puesto a la líder del PP de Madrid contra las cuerdas. Dirigentes del partido admiten en privado que la opción de dejarla caer está sobre la mesa. Y es que, por encima de todo Génova quiere mantener el poder en la región ante la moción presentada por el PSOE, y apoyada por Podemos.

Una iniciativa para desbancar al PP del Gobierno de la Comunidad de Madrid a la que Ciudadanos no pone ya tantos peros. El líder de la formación naranja, Albert Rivera, lanzó este martes un nuevo ultimátum a los populares para que fuercen a Cifuentes a presentar su dimisión. En concreto, llamó a Rajoy a ser él quien tome esta decisión. Para Rivera el jefe del Ejecutivo debe repetir en Madrid la conocida como ‘operación Murcia’ para que Cifuentes deje el cargo, que lo ocuparía un interino.

En caso contrario, ahí está la moción de censura. “Si Rajoy quiere seguir tapando la trama de corrupción habrá cambio de gobierno”, advirtió Rivera.

Génova tendrá que tomar una decisión. Y tendrá que ser rápido. Ciudadanos ha dado tres semanas a los populares –hasta que termine el mes de abril– para tomar cartas en el asunto. A esto hay que sumar que la Mesa de la Asamblea abordará la moción de los socialistas contra Cifuentes entre el 13 de abril y el 7 de mayo. El día concreto está en manos de la presidenta de la Cámara madrileña, la popular Paloma Adrados.

Mientras tanto, la resignación en las filas populares aumenta con el paso de los días a la espera de conocer el final de esta crisis.