Credit Suisse lanza un ‘profit warning’ por las provisiones por litigios

Credit Suisse

Credit Suisse

El banco suizo Credit Suisse ha anunciado que sus resultados del cuarto trimestre de 2021 «se verán afectados negativamente» por las provisiones para litigios asumidas, cuyo importe asciende a unos 500 millones de francos suizos (483 millones de euros).

En este sentido, Credit Suisse ha explicado que estas provisiones corresponden a una serie de casos en los que ha buscado acuerdos de manera proactiva y se relacionan principalmente con litigios heredados del negocio de banca de inversión.

La entidad helvética, que la semana pasada anunció la dimisión de António Horta-Osório como presidente después de que este hubiera infringido las reglas de la cuarentena del Covid-19 en más de una ocasión, ha indicado que el impacto de las provisiones legales asumidas en el cuarto trimestre solo ha sido compensado parcialmente por las plusvalías de 225 millones de francos (217 millones de euros) obtenidas con la venta de inmuebles.

De este modo, antes de la deducción del deterioro del fondo de comercio de aproximadamente 1.600 millones de francos (1.547 millones de euros), de los cuales aproximadamente 1.500 millones de francos (1.450 millones de euros) corresponden a la división de banca de inversión, se espera que la asunción de estas provisiones resulten en un resultado antes de impuestos «de aproximadamente el punto de equilibrio» en el cuarto trimestre de 2021.

Con respecto a la evolución del negocio, Credit Suisse ha reconocido una reducción en los ingresos basados en transacciones en banca de inversión y gestión de patrimonio, como reflejo de la desaceleración estacional habitual y también de la reversión hacia condiciones comerciales más normales después del entorno excepcional que prevaleció durante la mayor parte de 2020 y 2021.

«Combinado con la reducción en nuestro apetito de riesgo general, incluida nuestra decisión de salir sustancialmente nuestro negocio de servicios prime, esto ha resultado en una pérdida para el cuarto trimestre de 2021 en la división de Banca de Inversión (antes del deterioro del fondo de comercio)», ha advertido el banco.

Asimismo, la entidad ha advertido de que en sus negocios de gestión patrimonial «ha habido una desaceleración significativa» en la actividad de transacciones en las divisiones de Gestión patrimonial internacional y Asia Pacífico.

El banco suizo, que publicará sus cuentas del cuarto trimestre y del ejercicio 2021 el próximo 10 de febrero, ha adelantado que espera que la ratio de capital básico de máxima calidad CET1 al cierre del año pasado supere la meta del 14%, mientras que se espera que el índice de apalancamiento Tier 1 se sitúe por encima del 6%.