Crece el número de españoles que viven solos: representan ya el 25% de los hogares

Hogares unipersonales por estado civil
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Los hogares unipersonales son los que más crecieron en 2016 respecto al año anterior, con un incremento del 1,2% (54.100 más) hasta los 4.638.300, con lo que suponen ya el 25,2% del total o, lo que es lo mismo, uno de cada cuatro hogares está formado por una sola persona, según la Encuesta Continua de Hogares publicada por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

De los más de cuatro millones de personas que vivían solas en 2016, 1.933.300 (un 41,7%) tenían 65 o más años. De ellas, el 70,7% era mujer. Estos hogares unipersonales de personas de 65 y más años aumentaron un 4,0% respecto a 2015. Por el contrario, los formados por personas menores de 65 años disminuyeron un 0,7%. En este caso, el 59% estaba formado por hombres y el 41% por mujeres (1.595.800 frente a 1.109.300). Por sexo, los hogares unipersonales de mujeres crecieron un 0,1% y los de hombres aumentaron un 2,5%.

En términos generales, el número de hogares en España volvió a aumentar durante el año 2016 y alcanzó los 18.406.100 como valor medio, lo que supuso un 0,3% más que en el año anterior (59.900 hogares más). Los hogares de dos personas crecieron un 0,2% (suponen el 30,5% del total), y los de tres (21% del total) y los de cuatro (17,6%) se incrementaron un 0,1% cada uno. Por el contrario, los hogares de cinco o más personas fueron los únicos que disminuyeron (–0,8% respecto a 2015. Representan el 5,7% de todos los hogares).

Hogares con hijos

El pasado año, el 81% de los hogares monoparentales, es decir, los que están formados por uno solo de los progenitores con hijos, estaba integrado por madre con hijos (1.591.200 frente a 373.700 de padre con hijos). En dos de cada tres hogares monoparentales (66,1%) el progenitor convivía con un solo hijo.

El número de hogares formados por madre con hijos aumentó un 3,2% respecto a 2015, mientras que el de padres con hijos lo hizo un 5,1%. En conjunto, crecieron un 3,6%. En un 40,6% de los hogares de madres con hijos ésta era viuda, en un 35,3% separada o divorciada, en un 12,1% soltera y en el 11,9% casada.

Por edad, el 78,0% de los hogares de madre soltera con hijos estaba formado por mujeres de 35 o más años. En una tercera parte de los hogares monoparentales (34,4%) el progenitor tenía 65 o más años, mientras que no llegaban al 5,0% los que tenían menos de 35 años. En el 18,4% de los hogares de padre con hijos los progenitores eran menores de 45 años, mientras que en los de madres con hijos este porcentaje fue del 24,1%.

Uno de cada tres jóvenes sigue con sus padres

Más de un tercio de las 5.533.100 personas entre 25 y 34 años todavía no se había independizado en 2016. El 54,1% de los jóvenes entre 25 y 29 años vivía con sus padres o con alguno de ellos. Para las personas de 30 a 34 años este porcentaje se reducía hasta el 23,4%. La forma más frecuente de convivencia para edades entre 30 y 34 años era la pareja (el 33,7% del total vivía con hijos y el 21,4% sin ellos).

Más propietarios, menos alquiler

El 77,5% de los hogares ocupaba viviendas en propiedad en 2016, tanto con pagos pendientes como sin ellos. Por su parte, los hogares que vivían en alquiler se redujeron ligeramente, situándose en el 17,3% del total, frente al 17,5% de 2015.

El régimen de tenencia de las viviendas varía según la nacionalidad. Así, el 59,4% de los hogares con algún miembro extranjero vivían en régimen de alquiler, frente al 11,8% de los hogares con todos sus miembros de nacionalidad española.

Por su parte, el porcentaje de hogares con algún miembro extranjero con vivienda en propiedad con pagos pendientes aumentó al 19,2%, desde el 18,7% de 2015. En los hogares con todos los miembros de nacionalidad española, el porcentaje de hogares en vivienda en propiedad con pagos pendientes se incrementó del 29,6% como valor medio de 2015 hasta el 30,1% en 2016.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA