Energía

China se adelanta a EEUU y a Europa en el desarrollo de tecnología para producir hidrógeno verde

Las fábricas chinas pueden producir los sistemas de electrólisis un tercio más barato que, por ejemplo, en Estados Unidos.

Investigador hidrógeno

China se ha anticipado a sus principales competidores mundiales y está fabricando sistema de electrólisis, tecnología clave para la producción de hidrógeno verde.

Con mano de obra más barata y una cadena de producción y suministro más avanzada, las fábricas chinas pueden producir los sistemas de electrólisis un tercio más barato que, por ejemplo, en Estados Unidos.

Según un informe de BloombergNEF, el sistema de electrólisis chino costaría alrededor de 343 dólares por kilovatio, mientras que en Estados Unidos y en Europa alcanzaría los 1.200 dólares el kilovatio.

La electrólisis es la tecnología más usada y preferida por la industria para la extracción de hidrógeno, ya que permite descomponer el agua, compuesto por dos átomos de hidrógeno y uno de oxígeno. Si el proceso se realiza utilizando fuentes renovables no genera emisiones nocivas.

El hidrógeno es un combustible vital para conseguir la descarbonización de la industria y el transporte. Y en este sentido, China ha redoblado su apuesta por su producción para llegar a 2025 con un gran desarrollo de este combustible y con el objetivo de producir entre 100.000 y 200.000 toneladas de hidrógeno verde, además de contar con 50.000 vehículos que usen ese hidrógeno.

Las autoridades chinas quieren establecer una industria de hidrógeno completa que abarque el transporte, el almacenamiento de energía y los sectores industriales, así como mejorar significativamente la proporción de hidrógeno verde en el consumo de energía en el país.

El informe de Bloomberg destaca que China también tenía una industria de fabricación de electrolizadores relativamente más grande antes del auge del hidrógeno verde, debido a la demanda industrial en sectores como la fabricación de polisilicio.

Una de las principales compañías de China en la fabricación de electrólisis y de hidrógeno verde es Sinohy Energy, que en breve pasará a denominarse Hygreen después de la entrada de capital europeo y español, como es el caso del fondo Chinalink ESGt, que preside el español Javier Romero, especializado en inversiones de ESG y que también ha apostado por el hidrogeno verde.

Esta compañía ya vende entre otras tecnologías equipos de generación de hidrógeno por electrólisis de agua alcalina o generadores de hidrógeno de electrólisis. Han instalado la primera estación integrada de electrolizadores en la ciudad de Datong, provincia de Shanxi, para satisfacer la demanda de hidrógeno de más de 50 autobuses.

El informe de Bloomberg también explica que incluso teniendo en cuenta los costos adicionales de transporte e instalación, los sistemas chinos se pueden entregar a los mercados internacionales con un descuento significativo para los fabricantes occidentales. Bloomberg espera que la participación de China en las ventas europeas y estadounidenses sea inferior al 30% hasta 2025.

“Los fabricantes chinos han comenzado su marcha hacia los mercados internacionales. Es probable que los productos de electrólisis fabricados en China se vuelvan populares en todo el mundo durante 2025-30″, concluye el estudio.

Más información