Carmena aclara al Gobierno que no parará las 577 obras de mejora de Madrid

Ayuntamiento de Madrid

El Ayuntamiento de Madrid ha remitido a la Delegación de Gobierno un escrito en el que rechaza la paralización de las 577 actuaciones de mejora de instalaciones e infraestructuras aprobadas en el Pleno.

La Delegación de Gobierno, liderada por Concepción Dancausa, ha exigido a Manuela Carmena a través de dos requerimientos que anule los acuerdos plenarios del 28 de junio y del 20 de julio, en los que se aprobó invertir 302 millones del superávit municipal del año anterior en 577 intervenciones.

Según Dancausa, el Ayuntamiento debe anular esas partidas extraordinarias porque ponen en riesgo el objetivo presupuestario y son contrarias a la «no disponibilidad de crédito» de 238 millones aprobada por la corporación local. Sin embargo, el consistorio liderado por Ahora Madrid insiste en que esa inversión no forma parte del presupuesto de este año, sino del superávit del pasado.

577 actuaciones en distritos

La instalación de desfibriladores en los mercados de Madrid, BiciMad, la compra de autobuses, la operación asfalto, la replantación y cuidado del arbolado, las obras de restauración de las Murallas de Madrid o el templo de Debod, las mejoras en 93 colegios públicos, el acondicionamiento de instalaciones deportivas, centros culturales y de mayores o cementerios figuran entre las 577 intervenciones con cargo a esos acuerdos plenarios.

El 43% de las actuaciones están tramitadas ya y algunas incluso se han finalizado por lo que sería legalmente inviable proceder a su paralización.

El delegado de Economía y Hacienda, Carlos Sánchez Mato, ha enviado una carta de respuesta al primer requerimiento de la Delegación de Gobierno.

Aclara que los acuerdos de no disponibilidad relativos al incumplimiento de la regla de gasto ya fueron adoptados y siguen vigentes en su totalidad. Los créditos adicionales adoptados en los Plenos de junio y julio tienen una fuente de financiación diferente, por lo que la argumentación de Delegación de Gobierno no se ajusta a Derecho.