Cargas policiales en Argüelles tras la concentración por el asesinato de Samuel

Cargas policiales en Argüelles tras la concentración por el asesinato de Samuel. - EUROPA PRESS

Cargas policiales en Argüelles tras la concentración por el asesinato de Samuel. - EUROPA PRESS

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Cientos de manifestantes que han participado en la concentración en la Puerta del Sol por el asesinato del joven Samuel de 24 años han sufrido cargas en Argüelles de la Policía Nacional que intenta desalojarles de la vía pública.

Los antidisturbios han cercado a los concentrados en el cruce entre las calles Alberto Aguilera y Princesa, lo que hace que estos no puedan continuar su marcha hacia Moncloa ni tampoco hacia Plaza de España. Asimismo, se han registrado cargas policiales hacia algunos de los manifestantes.

Estos siguen coreando las consignas que se han escuchado a lo largo de toda la movilización que comenzaba a las 20.00 horas en la Puerta del Sol. En concreto, están haciendo hincapié en que se haga justicia, lema de la convocatoria, y han continuado enfatizando que a «Samuel le mataron».

‘Por Samuel no nos moveréis’ es otra de las reivindicaciones que están clamando los manifestantes que permanecen en la movilización después de recorrer las calles Preciados y Gran Vía hacia el Ministerio de Justicia, donde han protagonizado una segunda sentada.

CONCENTRACIÓN

Entre banderas del colectivo LGTBI y pancartas con mensajes como ‘Cualquiera de nosotras podría ser Samuel’ comenzaba la concentración en la Puerta del Sol donde los congregados han guardado silencio por el joven, a quien también han recordado entre aplausos y llantos.

Manifestación en la Puerta del Sol de Madrid contra el asesinato de Samuel
Manifestación en la Puerta del Sol de Madrid contra el asesinato de Samuel

Minutos después, el centro de la plaza ha acogido la lectura de un manifiesto que han leído entre varias personas de la organización. «A Samuel le han matado por maricón (…) Seguimos siendo un trozo de carne sobre el que se puede ejercer cualquier violencia», han asegurado.

También han trasladado su miedo porque, en sus palabras, por el hecho de existir se ven «cuestionades, silenciades y agredides». No obstante, han asegurado tener algo «aún más fuerte que todo eso: la rabia».

Tras la lectura de las palabras en homenaje al joven que han cerrado la concentración en la mítica plaza madrileña, se han movilizado hacia Plaza España, donde han protagonizado una sentada, provocando cortes de tráfico a su paso por la Gran Vía.

Asimismo, los asistentes se han desplazado hasta el Ministerio de Justicia pasadas las 21.15 horas, donde han leído un segundo manifiesto en el que han enfatizado que «el asesinato de Samuel no ha sido un hecho casual, sino que ha sido por tener una identidad»: «Con tan solo 24 años recibió una brutal paliza en la puerta de una discoteca en A Coruña al grito de ‘maricón'».

En torno a las 22.00 horas todavía permanecían personas a las puertas del Ministerio que dirige Juan Carlos Campo donde se ha dispuesto un cordón policial con unos veinte efectivos.

Tras esta parada, han continuado hacia Argüelles, donde ahora mismo se encuentran.