Valve prohíbe los juegos que usan blockchain mientras Epic Games les da la bienvenida a su tienda online

Emprendedores Hoy

Blockchain

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Epic Games aceptará juegos que utilicen la tecnología ‘blockchain‘ para los pagos, un movimiento que lo contrapone a la decisión de Valve, que ya ha anunciado su prohibición en la plataforma Steam.

Valve ha actualizado el apartado de ‘Normas y directrices’ de los desarrolladores que quieren publicar sus juegos en Steam, para incluir una prohibición dentro de lo que no se debe publicar en esta tienda digital.

La novedad se encuentra en el punto número 13, que especifica que los desarrolladores no deben publicar «aplicaciones construidas con la tecnología ‘blockchain’ que emitan o permitan el intercambio de criptomonedas o NFT».

Aprovechando este cambio hecho por Valve, el fundador y director ejecutivo de Epic Games, Tim Sweeney, ha abierto la puerta a los juegos que usen ‘blockchain’ en su tienda digital. Aunque el estudio no usa criptomonedas en sus juegos, da «la bienvenida a la innovación en áreas de tecnología y finanzas», ha expresado.

Sweeney señala en su perfil de Twitter que las aplicaciones que usen la tecnología ‘blockchain’ deberán seguir la legislación correspondiente y desglosar los términos en que la estén utilizando, así como indicar con claridad la franja de edad a la que se dirigen.

El directivo también se ha referido a una de las criticas vinculadas este tipo de transacciones: la depreciación. y ha hablado de una nueva ramificación de la versión del protocolo «que retiene todas las transacciones previamente comprometidas», algo que «podría acordarse orgánicamente entre mineros y mantenedores, o lograrse mediante una regulación financiera o energética que devalúe la vieja ramificación».

Por otra parte, también ha indicado que «hay una gran idea central sobre el uso de la criptografía y la teoría de juegos como base para construir cálculos descentralizados persistentes confiables», en respuesta a las críticas sobre una tecnología que también se ve vinculada «con esquemas monetarios fraudulentos que vendan trabajo de código abierto (o incluso con derechos de autor)», como ha expuesto un usuario de la red social ante el anuncio de Sweeney.