¿Por qué es importante el marketing en las inmobiliarias de lujo?

Marketing

Marketing

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La música, como dijo Mark Renton, protagonista de la inolvidable ‘Trainspotting’ (1996) está cambiando, y el marketing con el que las distintas inmobiliarias de lujo tratan de vender sus productos, también lo está haciendo. Por lo tanto, carece de sentido aferrarse a las anquilosadas estrategias que parecen ajenas a todo lo que sucede en la web. Pero vayamos por parte, porque ¿qué es el marketing inmobiliario?

En concreto, el marketing inmobiliario lo podemos definir como el conjunto de estrategias que busca tanto la captación de inmuebles para su posterior venta o alquiler, así como clientes potenciales que pretendan comprar o alquilar un inmueble.

Estas tácticas, siempre que estén bien desarrolladas, nos permitirán obtener una serie de beneficios. Los detallamos a continuación:

  • Nos permitirán determinar qué es lo que el cliente necesita. Así, podremos identificar el perfil concreto al que la inmobiliaria debe dirigirse para salir al paso de sus necesidades.
  • Una óptima estrategia de marketing debe servir para destacar y sobresalir entre la competencia. Se debe evitar parecer uno más.
  • Las medidas puestas en marcha tienen que ser analizadas en todo momento. Solo de esta manera sabremos que debemos abandonar campañas infructuosas que no ofrezcan los resultados esperados.

Lo cierto es que el marketing inmobiliario, aunque siguen siendo cruciales las campañas lanzadas en entornos offline, (como publicidad en papel tradicional, talleres o patrocinios de eventos deportivos), con la pandemia ha cobrado un cariz online indiscutible. Tanto es así que internet se ha convertido en el epicentro del marketing inmobiliario y debemos asumir este cambio de paradigma.

En concreto, esta estrategia debe quedar correctamente apuntalada a través de herramientas como la que siguen, aunque hay muchas más:

  • Desarrollo de un blog con artículos que nos permitan posicionar nuestra inmobiliaria con la inclusión de determinadas palabras clave que sabemos que interesan a nuestra clientela. Por supuesto, deben ser contenidos útiles cuya lectura aporte un valor.
  • Poner en marcha distintas páginas web de aterrizaje (landing pages) que facilitan la captación de cientos de contactos comerciales que pueden acabar convertidos en clientes. De esta manera, por ejemplo, quienes busquen una finca en Ibiza podrán ser atraídos hacia la inmobiliaria en cuestión con una página de aterrizaje correctamente trabajada.
  • Las redes sociales nos acercan al cliente y brindan un excelente canal de comunicación y exposición de nuestros productos de una manera eficaz a través de fotografías, contenido en historias (stories) o reels fugaces.
  • Vídeos con testimonios de clientes que muestran su satisfacción con el trabajo desempeñado por la inmobiliaria.
  • Visitas virtuales de viviendas que permiten desgranar cada detalle.

Lo cierto es que la promoción de las propiedades en internet es un campo amplio que se puede enriquecer a través de múltiples propuestas. Sin duda, la imaginación y la inventiva pueden hacer virguerías en este variopinto escenario en el que las inmobiliarias, ya sean de lujo o no, han de reinventarse.