Marhuenda pregunta si Rajoy debería echarse ceniza por la cabeza como penitencia por la corrupción

Francisco Marhuenda, director de La Razón
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El director de La Razón no comparte las críticas de falta de contundencia que se vierten contra el presidente por no comparecer ayer En la COPE, lógicamente, han hablado de la ‘Operación Púnica’, la macrorredada contra la corrupción en la que se ha detenido, de momento, a 51 personas, entre ellas Francisco Granados, el presidente de la Diputación de León, y seis alcaldes de la Comunidad de Madrid, aunque en la emisora episcopal se han centrado más en el que fuera el número dos de Esperanza Aguirre.

Francisco Marhuenda señaló que en Granados había indicios cuando intentó blindarse al dejar su cargo. “Es vomitivo, se trata de gente que se estaba yendo”, igualmente aseguró. Y se quejó el director de La Razón de que al final, es la imagen que se da, frente a decenas de miles de políticos honrados, es que hay unos golfos que se lo llevan crudo”.

Fernando Jáuregui recordó que Granados llamaba a la limpieza política en sus tiempos. Para Francisco Marhuenda, “siempre ocurre en los municipios, en los que siempre hay oportunidades para trincar”.

A continuación Jáuregui criticó que el presidente del Gobierno le faltase fuerza y contundencia a la hora de valorar las detenciones de ayer y también opinó que González Pons no era quien debía haber hablado y que esperaba más contundencia por parte de Rajoy no que dijera que solo se trataba de unos cuantos casos particulares.

El director de La Razón no estuvo de acuerdo con su compañero de tertulia, como era de esperar y se preguntó si Rajoy “tenía que echarse ceniza por la cabeza” o martirizarse como penitencia por estos nuevos casos de corrupción.
En opinión de Marhuenda estos casos ese trata de situaciones en municipios pequeños y Rajoy está muy ocupado encargándose de cosas importantes, como encauzar la economía del país.

Además, añadió que este tipo de casos contribuyen a que Podemos engrose votos, e igualmente recordó que hay que ser muy contundente con estos asuntos, aunque aclaró que estas personas les de igual perder o no el carnet del partido.
El director de La Razón no comparte las críticas de falta de contundencia que se vierten contra el presidente por no comparecer ayer.

En la COPE, lógicamente, han hablado de la ‘Operación Púnica’, la macrorredada contra la corrupción en la que se ha detenido, de momento, a 51 personas, entre ellas Francisco Granados, el presidente de la Diputación de León, y seis alcaldes de la Comunidad de Madrid, aunque en la emisora episcopal se han centrado más en el que fuera el número dos de Esperanza Aguirre.

Francisco Marhuenda señaló que en Granados había indicios cuando intentó blindarse al dejar su cargo. “Es vomitivo, se trata de gente que se estaba yendo”, igualmente aseguró. Y se quejó el director de La Razón de que al final, es la imagen que se da, frente a decenas de miles de políticos honrados, es que hay unos golfos que se lo llevan crudo”.

Fernando Jáuregui recordó que Granados llamaba a la limpieza política en sus tiempos. Para Francisco Marhuenda, “siempre ocurre en los municipios, en los que siempre hay oportunidades para trincar”.

A continuación Jáuregui criticó que el presidente del Gobierno le faltase fuerza y contundencia a la hora de valorar las detenciones de ayer y también opinó que González Pons no era quien debía haber hablado y que esperaba más contundencia por parte de Rajoy no que dijera que solo se trataba de unos cuantos casos particulares.

El director de La Razón no estuvo de acuerdo con su compañero de tertulia, como era de esperar y se preguntó si Rajoy “tenía que echarse ceniza por la cabeza” o martirizarse como penitencia por estos nuevos casos de corrupción.
En opinión de Marhuenda estos casos ese trata de situaciones en municipios pequeños y Rajoy está muy ocupado encargándose de cosas importantes, como encauzar la economía del país.

Además, añadió que este tipo de casos contribuyen a que Podemos engrose votos, e igualmente recordó que hay que ser muy contundente con estos asuntos, aunque aclaró que estas personas les de igual perder o no el carnet del partido.