www.elboletin.com

Montero admite la falta de políticas públicas de conciliación, que en España se basan en colegio y abuelos

La ministra de Igualdad, Irene Montero, protegida con mascarilla a su llegada a la comparecencia en Comisión de su departamento, en Madrid (España)
Ampliar
La ministra de Igualdad, Irene Montero, protegida con mascarilla a su llegada a la comparecencia en Comisión de su departamento, en Madrid (España) (Foto: Eduardo Parra - Europa Press)

La ministra de Igualdad ha manifestado que su mayor preocupación tras lo revelado por la crisis sanitaria del coronavirus es que en España es que "no existen políticas públicas de conciliación".

viernes 21 de agosto de 2020, 10:34h

La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha manifestado que su mayor preocupación tras lo revelado por la crisis sanitaria del coronavirus es que en España es que "no existen políticas públicas de conciliación", que fundamentalmente se basan en una educación presencial y en el esfuerzo de los abuelos.

Así lo ha manifestado la ministra en declaraciones a Radio Nacional de España recogidas por Europa Press en las que ha asegurado que el Ministerio de Educación está haciendo un "trabajo de coordinación" con las comunidades autónomas para tratar de que la vuelta al cole en aproximadamente tres semanas sea "presencial" pero, en todo caso, ha manifestado que la educación y los abuelos no pueden ser las patas que sujeten la conciliación en España.

En su opinión, la conciliación en España se basa fundamentalmente en dos pilares: la educación que "no tiene un fin prioritariamente de conciliación, sino que tiene un fin educativo", así como otro fin fundamental y es garantizar que independientemente del barrio en el que se nazca se tiene derecho a una educación que permita ser lo que se quiera en la vida y construir equidad y justicia social.

"El objetivo de la educación no es prioritariamente la conciliación, aunque es indudable que es una de las patas fundamentales de la conciliación en nuestro país", ha admitido no obstante.

El segundo pilar son los abuelos, de los que ha destacado su tarea "invisible y no reconocida y con enormes esfuerzos de conciliación y apoyo a las familias".

Por eso, ha asegurado que su Ministerio está centrado desde hace muchos meses en dar solución a esta cuestión. "No es una cuestión sencilla porque precisamente el hecho de que las políticas públicas hayan vivido durante muchas décadas de espaldas a esas tareas de cuidados a toda esa economía reproductiva que se sustenta sobre todo los puntos de las mujeres hacen que no sea fácil ver por donde empezar, pero creo que ese es uno de los retos", ha manifestado.

A su juicio, una de las tareas a las que se debe dedicar el Gobierno es a entender que "sin cuidados no hay sociedad" y que eso incluye "lavar, fregar, planchar la ropa, la atención a las personas dependientes".

En la actualidad, tanto el sistema sanitario y la capacidad de cuidar a la gente enferma son cuestiones "fundamentales aunque hayan permanecido invisibles" durante mucho tiempo. Por ello, ha subrayado la necesidad de que existan políticas públicas que garanticen que se cuidan y se reciben cuidados con dignidad y en condiciones de equidad.

"Hace semanas anunciábamos que íbamos a trabajar en medidas como la ley de tiempo responsable, que nos va a ocupar muchísimo tiempo al Ministerio", ha adelantado.

Respecto a una vuelta al cole presencial se ha remitido al trabajo del Ministerio de Educación y de su titular, Isabel Celaá y las comunidades autónomas.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios