www.elboletin.com

Roldán (AEB) espera más fusiones bancarias pero advierte de que no pueden ser empujadas por el sector público

El presidente de la AEB, José María Roldán, en un acto online de Nueva Economía Forum.
Ampliar
El presidente de la AEB, José María Roldán, en un acto online de Nueva Economía Forum. (Foto: EUROPA PRESS)

Cree que la pandemia es un experimento natural que debe aprovecharse para evaluar la regulación.

martes 23 de junio de 2020, 12:13h

El presidente de la Asociación Española de banca (AEB), José María Roldán, prevé nuevas fusiones bancarias en España por el escenario de presión sobre la rentabilidad de las entidades, pero ha advertido de que estas operaciones deben ser voluntarias y nunca empujadas desde el sector público.

Así lo ha puesto de manifiesto durante un encuentro online organizado por Nueva Economía Fórum, en el que ha reconocido que las fusiones son una buena forma de mejorar la rentabilidad.

"Veremos más fusiones, posiblemente en España y más posiblemente en otros países, pero evidentemente tienen que ser voluntarias, no puede ser algo empujado desde el sector público", ha advertido Roldán, quien también prevé que se den las primeras fusiones transfronterizas.

"Mientras esas fusiones transfronterizas no se den, es muy difícil decir que la Unión Bancaria Europea está funcionando", ha afirmado el presidente de AEB, quien ha aprovechado para apuntar que el mercado único es "la joya de la corona" de Europa y sufrirá "una enorme distorsión" en los próximos años, por lo que deberá ser reconstruido para lograr que las empresas no compitan en función de su nacionalidad, sino de su capacidad de ofrecer productos mejores.

En opinión del presidente de la patronal bancaria, España está lejos de una situación de oligopolio en este sentido, pues los bancos "siguen compitiendo entre ellos de manera salvaje en alguna ocasión".

Además, ha recordado que la primera seña de oligopolio son los beneficios excesivos, cuando la banca española tiene actualmente un problema de rentabilidad que hay que acometer, y nuevos operadores digitales han empezado a competir con las entidades tradicionales.

"Desde el punto de vista de la competencia nos podemos relajar un poco, que no veo problemas a corto plazo en el ecosistema bancario", ha asegurado Roldán, quien tampoco teme en términos de competencia a la banca pública, cuya experiencia en el pasado "no ha sido todo lo buena que podría haber sido".

LA PANDEMIA, UN EXPERIMENTO NATURAL PARA EVALUAR LA REGULACIÓN

En otro orden de cosas, el presidente de la AEB ha reconocido que la pandemia del Covid-19 supone "un magnífico experimento natural" que no puede ser desperdiciado a la hora de evaluar cómo está funcionando la regulación implantada en los últimos años.

"Me parece que es una magnífica ocasión para examinar cómo está funcionando ese paradigma regulatorio que pusimos en marcha con la crisis de 2008-2012. Mi punto es que ya no es cuestión de Basilea IV, sino que ¿no deberíamos examinar la regulación y ver cómo está funcionando y tomar decisiones y bajo qué parámetros?", se ha preguntado.

En esta línea, Roldán ha propuesto una simplificación del funcionamiento de los 'buffers' de capital, los colchones de liquidez y la normativa Mifid II, al tiempo que ha reconocido que la nueva regulación de resolución bancaria no va a ser utilizada en la crisis actual y cree que podría plantearse "algo más sencillo" como un régimen de solvencia bancaria específico que estuviese preparado para los casos singulares.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios