www.elboletin.com

El mercado monetario vuelve a dar síntomas de estrés a las puertas de la reunión de la Fed

Jerome Powell, gobernador de la Reserva Federal
Ampliar
Jerome Powell, gobernador de la Reserva Federal

La demanda de las operaciones repo se elevan a sus máximos desde el inicio de la pandemia.

martes 09 de junio de 2020, 07:00h

El mercado monetario estadounidense vuelve a mandar señales preocupantes. Desde que la Reserva Federal apretó el acelerador poniendo en marcha una compra de activos ‘ilimitada’, la demanda en las operaciones de repo se habían convertido en casi residuales, hasta el punto de que se retiraron algunos de los plazos, pero en las últimas semanas ha vuelto a repuntar con fuerza el número de bancos que acuden a esta ventanilla en busca de liquidez.

En las últimas tres semanas ha habido una clara tendencia al alza en el uso de las operaciones de repos de la Reserva Federal tanto en las ‘overnight’ como en las de plazos más largos. Ya el pasado viernes, la demanda se elevó hasta su cifra más alta desde el inicio de la crisis provocada por la pandemia del coronavirus, con una cifra de 106.250 millones de dólares en repos de un día para otro, a los que se sumaron otros 53.200 millones en repos a 20 días.

En la operación de este lunes, la Fed ha aceptado 67.050 millones de dólares en ofertas presentadas por los ‘primary dealers’ en una operación de acuerdo de recompra (repo) de un día para otro (overnight). La demanda se ha dividido en 21.500 millones en deuda del Tesoro, 43.950 millones en títulos respaldados por hipotecas y 1.600 millones en títulos de agencia.

Además, en la operación a 20 días se han inyectado 53.200 millones de dólares, de los que 36.500 millones corresponden a títulos respaldados por hipotecas y 16.700 millones en títulos del Tesoro.

Una explicación sencilla podría ser que el nivel de compras de bonos de la Fed no es suficiente dadas las actuales circunstancias, devolviendo a los bancos a las operaciones de repo para lograr liquidez.

El pasado viernes la rentabilidad del bono estadounidense a diez años subió hasta el 9,959%, y ayer lunes se mantenía todavía en el 0,929%, añadiendo más presión a una Fed que celebrará su reunión de política monetaria esta semana. “La intensificación de la curva del Tesoro de EEUU refleja en gran medida la elevada oferta (de bonos) versus la QE (flexibilización cuantitativa)”, avisa Nikolaos Panigirtzoglou, estratega de JPMorgan.

“El QE de la Fed a un ritmo de entre 4.000 y 5.000 millones de dólares por día no está haciendo lo suficiente para compensar la oferta. Sería más desafiante para la Fed si el rendimiento de 10 años se acerca al 1%”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios