www.elboletin.com

La primera en sacar partido a la decisión del BCE sobre bonos basura... la estadounidense Netflix

La primera en sacar partido a la decisión del BCE sobre bonos basura... la estadounidense Netflix
Ampliar

Netflix obtuvo una demanda récord para una emisión de deuda en dólares y euros.

sábado 25 de abril de 2020, 07:00h

El Banco Central Europeo (BCE) abrió un nuevo camino esta semana al anunciar que empezaría a aceptar bonos con calificación basura en sus subastas de liquidez. Una medida con la que espera un mayor flujo de crédito que ayude a reactivar la economía del Viejo Continente en cuanto se supere la pandemia del coronavirus. No ha sido sin embargo una empresa europea la primera en aprovechar esta oportunidad, sino una estadounidense: Netflix.

La popular plataforma de películas y series online, más en boga que nunca por las medidas de confinamiento que han mantenido en casa a ciudadanos de todo el mundo, salió a los mercados poco después del anuncio del BCE para emitir el equivalente a 1.000 millones de dólares en deuda dividida a partes iguales entre euros y dólares.

De este modo, Netflix vendió 500 millones de dólares en bonos con un rendimiento de 3,625%, uno de los más bajos jamás vistos en el mercado de deuda basura estadounidense, en línea con lo que se paga por algunos títulos con grado de inversión. Pero la emisión en euros fue aún mejor: en este caso colocó 470 millones de euros a un tipo del 3%. La demanda superó en diez veces la oferta.

El gigante del streaming ha sido un visitante asiduo en el mercado europeo de bonos de alto rendimiento desde que entró en el mismo hace tres años. Actualmente cuenta con una nota ‘BB-‘, muy cerca ya de la triple B que supondría su entrada en el grado de inversión.

Desde que se decretaron las medidas de confinamiento en toda Europa para intentar frenar la propagación del coronavirus, el mercado europeo de bonos basura prácticamente ha estado paralizado, según publica Financial Times. Antes de Netflix solo hubo otro emisor que se atreviese a dar el salto, el fabricante de alarmas sueco Verisure, que colocó en el mercado 200 millones de euros en deuda.

El BCE anunció el pasado miércoles que la deuda basura comenzará a ser elegible como colateral en sus subastas de liquidez. Tal y como publicó EL BOLETÍN, los analistas esperan que sea solo un primer paso antes de que acabe finalmente incorporando bonos de alta rentabilidad a su programa de compra de activos. En el foco están especialmente los ángeles caídos, como se denomina a las empresas que pasan de grado de inversión a bono basura.

Los analistas de BofA Global Research calculan que la crisis de Covid-19 producirá un incremento en el volumen de ángeles caídos europeos de entre 20.000 y 30.000 millones de euros, aunque avisan de un aumento de esta cifra “especialmente si hay rebajas en las calificaciones soberanas periféricas en Europa (dado el vínculo de la agencia de calificación entre las calificaciones soberanas y las corporativas)”.

Luis Suárez

Periodista madrileño, ganándome la vida en ElBoletin.com desde 2007. Tras unos escarceos con la macroeconomía, tuve la suerte (es un decir) de desembarcar en la información de banca a tiempo de ser testigo de la crisis financiera internacional y la desaparición de las cajas de ahorros españolas. Siempre denunciando los abusos a clientes y empleados, esos grandes olvidados, ahora soy un converso de las finanzas.
¿Core Tier 1, "fully loaded", Basilea III? Música para mis oídos.

Google Plus de Luis Suárez

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios