www.elboletin.com

Los robos y hurtos están a la orden del día

Los robos y hurtos están a la orden del día
Ampliar

El código penal considera hurto a la sustracción de objetos sin violencia, si embargo se considera robo cuando se utiliza la fuerza.

martes 28 de mayo de 2019, 12:27h

Vivimos unos tiempos difíciles en materia de seguridad. Los delitos y hurtos están a la orden del día. Para aquellos que no sepan bien la diferencia, el código penal considera hurto a la sustracción de objetos sin violencia, si embargo se considera robo cuando se utiliza la fuerza. Por ejemplo, si te quitan la cartera del bolso sin darte cuanta, aunque coloquialmente diríamos que nos la han robado, en términos legales lo que ha ocurrido es que nos la han hurtado. En cambio, si para conseguir la cartera han forcejeado con nosotros o nos han amenazado con una navaja, entonces sí que estaríamos hablando de robo, las penas son distintas, como cabe suponer, para cada caso.

Cuando vamos de viaje, por ejemplo, son unos momentos en los que el dinero adquiere mucha más importancia de la que habitualmente tiene, que no es poca, por lo tanto, solemos extremar las precauciones con los objetos de valor que llevamos encima, como puede ser el dinero en efectivo o relojes, móviles, ordenadores…, y nunca sabemos muy bien dónde guardarlos para que estén a salvo. Habitualmente procuramos llevarlos siempre cerca, en el equipaje de mano, pero aún así lo que más tememos son, hablando técnicamente, los hurtos, es decir, que nos sustraigan algo de nuestro bolso o de nuestra maleta de mano en algún descuido, por habilidosos rateros que lo hagan tan cuidadosamente que no nos demos cuenta.

Y es que, este tipo de delitos suelen cometerse por auténticos profesionales, son muy sigilosos y no se la juegan, no llaman la atención y pueden robarte la cartera en cuestión de segundos sin que ni siquiera te des cuenta de que alguna vez estuvieron cerca de ti, además suelen perfeccionar su técnica trabajando en equipo para hacer desaparecer rápidamente el objeto sustraído.

Por eso, cada vez se recurre con más frecuencia a los productos de ocultación para esconder joyas y dinero, como pueden ser los productos con doble fondo que hacen que nuestros artículos de valor pasen totalmente desapercibidos y estén mucho más seguros. Existen una buena cantidad de modelos según los productos que queramos ocultar y su tamaño, que habitualmente suelen ser pequeños, como los casos mencionados de dinero joyas. En esos casos bastará con algún formato que simule una lata de refresco, una botella de agua, un desodorante o incluso un mechero. Se trata de objetos habituales que no llamarán la atención de los delincuentes en ningún caso.

Los productos tecnológicos son los que sufren más robos

En el caso de los hurtos que hemos enumerado, son las carteras y los pequeños objetos de valor los más codiciados, aquellos de los que se pueden adueñar sin que nos percatemos de ello, en cuestión de segundos. En cambio, cuando se producen actos delictivos con violencia, en el caso de los robos, son los aparatos tecnológicos los más codiciados por ser fácilmente vendibles en el mercado negro, teniendo una alta demanda.

En el caso de los hogares, las Smart TV, las tablets, los ordenadores portátiles, las videoconsolas, las cámaras digitales… Son algunos de los productos que más llaman la atención, pues son rápidos de robar y más rápidos aún de vender. En el caso de los robos por la calle, los más habituales son el del teléfono móvil y el smartwatch, y es que los ladrones pueden vender y a muy buen precio estos productos.

Los ladrones elegirán a sus víctimas en este caso en función de las características del dispositivo que lleven, por ejemplo, en el caso de los relojes inteligentes elegirán al sujeto que lleve el mejor smartwatch en ese momento, están muy bien informados y lógicamente actúan en consecuencia a sus beneficios.

Los robos siempre atañen un peligro mayor que los hurtos para los sujetos que se ven implicados en el delito, tanto de la parte asaltante como del asaltado, que en ocasiones ofrece resistencia, y algunos de los dos puede resultar herido de mayor o menor gravedad.

La tecnología para combatir los asaltos

La tecnología cada día avanza para ofrecernos una mayor protección frente a los asaltos sin necesidad de ponernos en peligro. Pongamos por caso un ejemplo de alta tecnología, hogares con sistemas de protección cada vez más seguros, como las puertas de seguridad que cuentan con una cerradura digital y solo se abre con una clave que va cambiando periódicamente o con el reconocimiento facial o por huella digital.

En el caso de nuestros dispositivos electrónicos o del coche se pueden localizar gracias a los geolocalizares GPS que pueden llevar instalados, para en caso de que nos intenten robar por la calle, mantengamos la calma y evitemos el enfrentamiento, para posteriormente acudir a la policía y darle las herramientas e instrucciones necesarias, en este caso los localizadores, para que puedan atrapar rápidamente a los delincuentes y devolvernos lo robado en perfectas condiciones.

Si nos robasen nuestros vehículos particulares, que son unas de nuestras pertenecías más valiosas, estos aparatos para poder ubicarlos en todo momento son muy ventajosos y ayudan enormemente a que el coche pueda ser localizado en un breve espacio de tiempo, antes de que sufra daños irreparables o sea utilizado para cometer cualquier delito.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de EL BOLETIN

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.