www.elboletin.com

Tecnología y energía, los sectores del Ibex que más recurren a bonos para financiarse

Calculadora
Ampliar
Calculadora

Una docena de compañías captó en 2017 más de la mitad de su financiación a través de bonos, según Bravo Capital.

viernes 14 de septiembre de 2018, 07:00h
Las empresas no financieras del Ibex 35 recurren cada vez más a los mercados de capitales para financiarse y reducen poco a poco su dependencia de la banca. Muestra de ello es que el pasado año un total de doce compañías del selectivo español captó más del 50% de su financiación a través de bonos -en 2016 se contabilizaron diez compañías-, tal y como se desprende de un informe elaborado por Bravo Capital. A su vez, los bonos representan de media un 38% de la financiación de las empresas del selectivo español, un porcentaje que se eleva hasta el 50,73% si excluimos las empresas que en este periodo no han realizado ninguna emisión de bonos.

Los sectores de Tecnología y Telecomunicaciones, así como Petróleo y Energía continúan siendo los que lideran la emisión de bonos, con el 34% y el 42,1% de cuota de mercado respectivamente. Esto se debe al carácter intensivo en capital de las actividades que desarrollan, explica el informe de Bravo Capital. Además, el sector energético español ha sufrido tensiones financieras a lo largo de su historia, lo que ha estimulado la búsqueda de alternativas de financiación para reducir su dependencia con la tradicional financiación bancaria.

Entre 2016 y 2017 se observa una mayor participación en la emisión de bonos de las compañías del sector Concesiones, destacando a Cellnex, que ha elevado su deuda en bonos hasta el 75% en 2017. Además, cabe destacar la irrupción del sector inmobiliario en los mercados de deuda, que ha pasado de captar un 1% de su financiación a través de bonos en 2014, al 5% actual, muestra del buen momento que atraviesa la actividad inmobiliaria.

El ranking de valores del Ibex 35 que poseen un mayor porcentaje de financiación no bancaria lo encabeza Amadeus (84%), le sigue Telefónica (83%) y lo cierra Colonial (79%). En este sentido, el informe destaca la entrada directa de Colonial al top 3 al regresar al Ibex 35. Las nueve empresas restantes que obtienen más de un 50% de su financiación a través de bonos son DIA (75%), Cellnex (75%), Enagás (72%), Iberdrola (72%), Repsol (69%), Naturgy (66%), Abertis (63%), Red Eléctrica (61%) y Merlin Properties (60%). Dentro de esta lista, destacan los casos de Merlin Properties, Enagás y DIA, en los que las emisiones de bonos y obligaciones han incrementado su transcendencia dentro del pasivo financiero un 14,62%, un 8,20% y un 8,19%, respectivamente.

También hay otro importante número de empresas del índice cuyo porcentaje de financiación a través de bonos se mueve en una horquilla que varía entre el 15% y el 50%. Así, destaca Ferrovial, que emite bonos por un porcentaje del 49%. Le siguen ACS (40%), Indra (30%), Acciona (22%), Endesa (17%), Grifols (16%), IAG (15%). Estos porcentajes reflejan que hay una alta diversificación de las fuentes de financiación por parte de las grandes compañías españolas.

Con todo, el estudio de Bravo Capital ha detectado que un 20% de las empresas que componen el Ibex 35 no han accedido al mercado de deuda. Este grupo de empresas está conformado por Técnicas Reunidas, Mediaset, Inditex, Aena, Gamesa, Cie Automotive, Técnicas Reunidas y Viscofan, que presentan un bajo endeudamiento cercano a cero.

Los bonos, una alternativa al alza

Las compañías del Ibex 35 miran cada vez más hacia el mercado de bonos como vía para diversificar sus fuentes de financiación y reducir su dependencia de unas pocas entidades financieras sometidas a una regulación bancaria más restrictiva y cambiante. Así, en los últimos tres años, la financiación mediante bonos se ha incrementado un 13,60%, pasando de 116.613 millones de euros en 2014 a 134.958 millones de euros en 2017. Esta tendencia alcista contrasta con la reducción que se ha vivido en la financiación bancaria, que ha disminuido un 7,11% en el mismo periodo, desde un volumen de 95.984 millones de euros en 2014, a 89.164 millones en 2017. Si bien es cierto, que durante 2017 la financiación bancaria ha repuntado un 0,63% (si excluyéramos aquellas empresas que todavía no han realizado ninguna emisión de bonos y obligaciones la deuda financiera bancaria habría retrocedido un 11,80%), apunta el informe de Bravo Capital.

Muchas de las grandes compañías que componen el Ibex 35 han dejado de tener una deuda 100% financiera, y han abierto las puertas a otro tipo de inversiones en su pasivo, con emisiones en los mercados de capitales o la incorporación de fondos. Es decir, en el último año entre las empresas del Ibex 35 ha aumentado su financiación vía mercados de capitales, mientras que han reducido su financiación bancaria. Sin embargo, fuera de este índice, aún son mayoría las empresas que no emiten bonos.

El tejido empresarial de nuestro país (empresas cotizadas y no cotizadas) posee un reducido importe de financiación no bancaria, un porcentaje muy inferior al que tienen otros países de la OCDE.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de EL BOLETIN

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.