www.elboletin.com

La política ensombrece el homenaje a las víctimas del atentado en Barcelona

Los Reyes, junto al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el acto en recuerdo de las víctimas por los atentados del 17 de agosto.
Ampliar
Los Reyes, junto al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el acto en recuerdo de las víctimas por los atentados del 17 de agosto. (Foto: Casa de S.M. el Rey)

La petición de las víctimas de despolitizar el homenaje no ha surtido efecto.

viernes 17 de agosto de 2018, 14:49h

Las víctimas del doble atentado en Barcelona y Cambrils, que se saldaron con 16 fallecidos, no han conseguido que los políticos centraran toda su atención en ellas. Críticas al Rey, al nuevo Gobierno y a la Generalitat han aderezado un homenaje de perfil bajo que ha vivido momentos de tensión.

“Yo no quería estar al lado del Rey”. Así se ha pronunciado el presidente de la Generalitat de Cataluña, Quim Torra, cuando le han cuestionado por la separación entre las autoridades a lo largo del acto que ha conmemorado el primer aniversario de los atentados del 17-A.

El presidente de la Generalitat ha trasladado su apoyo a todas las víctimas de los atentados de Barcelona y Cambrils en este 17 de agosto, jornada en la que se cumple un año de este ataque terrorista. Asimismo, ha reconocido la labor de los cuerpos de emergencia y seguridad y ha recordado al ex mayor de los Mossos, Josep Lluís Trapero, y al exconseller de Interior, Joaquim Forn, que se encuentra en prisión.

Torra, en una declaración institucional rodeado de los miembros de su Govern, ha mostrado su “más sincero reconocimiento a todos los profesionales de la seguridad, de la sanidad y de las emergencias que demostraron una indudable vocación de servicio” y ha citado expresamente a Trapero y a Forn, que, según el presidente de la Generalitat, está “injustamente encarcelado”.

Varias agrupaciones independentistas, como los CDR, han aprovechado la ocasión para plasmar su desacuerdo con la presencia del Rey Felipe VI en el acto institucional. Para ello han desplegado una pancarta gigante contra la presencia del monarca en la plaza Cataluña de Barcelona y han participado en una pequeña marcha alternativa.

En ella se puede leer la siguiente frase en inglés: “El Rey español no es bienvenido en los Países Catalanes” junto a una imagen de Felipe VI boca abajo.

Una pancarta que ha indignado a varios de los asistentes. Entre ellos, la exministra de Sanidad, Dolors Montserrat (PP), que ha vinculado al nuevo Gobierno de Pedro Sánchez con los independentistas y ha deslizado que es el PP el partido que “siempre hemos estado y estaremos con las víctimas”.

“Quiero recordar que Sánchez está sentado en La Moncloa gracias a los independentistas y a Torra. Hoy le pido que estemos unidos con el Rey y ante el terrorismo”, ha afirmado la exministra.

Por su parte, Moncloa ha optado por estar en un segundo plano. En cualquier caso, a pesar de no haber intervenido, el presidente del Gobierno ha protagonizado una pequeña polémica a lo largo de la mañana.

Pedro Sánchez ha recordado a través de su cuenta de Twitter tanto en castellano como en catalán que “la unidad de toda la sociedad española nos hace fuertes contra el terror y la barbarie» y que se mantendrán “firmes ante la sinrazón del terrorismo”. Pero en el tuit en lengua catalana se ha retirado de la foto que acompaña al mensaje el escudo y los colores de la bandera española.

La diferencia no ha pasado desapercibida en las redes sociales, especialmente en las filas del PP, por lo que dos horas después se han corregido las diferencias.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios