www.elboletin.com

De la pública a la privada: los conflictos laborales ponen en jaque a la sanidad madrileña

Marea Blanca
Ampliar
Marea Blanca (Foto: Raúl Fernández)

La sanidad privada está llamada a una huelga indefinida por la falta de acuerdo con la patronal y los sindicatos de la pública convocan huelga el 13 y 14 de diciembre por el impago de la carrera profesional.

jueves 16 de noviembre de 2017, 06:00h

La sanidad madrileña vive horas de tensión. Tanto la pública como la privada mantienen abiertos grandes frentes de conflictos. No entre ellas; no entre trabajadores. Aunque mucho tienen en común. La primera de ellas dirige sus miradas a Cristina Cifuentes y a su consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero; la segunda, contra la patronal de las grandes empresas del sector. Y los derechos laborales son los protagonistas.

Los profesionales de la sanidad privada madrileña convocaron hace algunas semanas una huelga indefinida para este 27 de noviembre. Y este jueves los sindicatos de la Mesa Sectorial de Sanidad de la Comunidad de Madrid han anunciado las medidas a tomar como respuesta a los últimos movimientos del Gobierno regional. El 13 y 14 de diciembre habrá dos jornadas de huelga en la sanidad pública.

El no pago de la carrera profesional, el detonante en la sanidad pública

La no inclusión del prometido pago de la carrera profesional ha levantado a los sindicatos sanitarios madrileños. Los profesionales del Servicio Madrileño de Salud (SERMAS) realizaron las gestiones pertinentes para el reconocimiento de este derecho tras varios años de bloqueo de este concepto, sin embargo, PP y Ciudadanos han diseñado unas cuentas autonómicas para 2018 donde se redacta implícitamente que no será posible asumir este gasto. El malestar no se hizo esperar al conocer la noticia.

“La Asamblea de Madrid, la Defensora del Pueblo, la propia presidenta Cifuentes, pedían, exigían, anunciaban, que la carrera profesional se reactivaba y que se empezaba por un reconocimiento administrativo y posteriormente con el pago. Miles de profesionales se ilusionan, preparan sus méritos […] Pero llega la cruda realidad y los presupuestos no contemplan el pago de la carrera profesional […] Ya no hay excusas. Y me gustaría que se haga por acuerdo y no mediante conflicto. Pero si tiene que ser así, así será. Está en manos de los políticos”, reprochó Julián Ezquerra, secretario general de AMYTS.

Dos semanas después de este 'shock', SATSE. CCOO, UGT, CSIT-UT, AMYTS y SATSE han dado el pistoletazo de salida en la sanidad pública madrileña a una serie de acciones. La primera de ellas se dará este próximo lunes 20 de noviembre en forma de concentraciones ante todos los centros sanitarios y en el Hospital Clínico San Carlos se pararán 10 minutos en señal de protesta. Acto seguido se celebrarán asambleas informativas.

Las organizaciones sindicales irán incrementando la intensidad de sus movilizaciones. Nueve días después, el 29 de noviembre, en la previa de la Mesa Sectorial de Sanidad, los sindicatos se manifestarán en 'la boca del lobo': en la sede de la Dirección General de Recursos Humanos del SERMAS. Y con la llegada de diciembre, en caso de que no haya acuerdo real, vendrá el plato fuerte: el 12 a las 12:00 horas habrá manifestación frente a la sede de Ciudadanos; el 13 y 14 llegará la huelga.

"Hemos hecho un esfuerzo importante de solidaridad en los años de crisis. Es importante que los ciudadanos lo sepan", ha apuntado el secretario general de AMYTS este jueves. Mientras tanto, las críticas a Ciudadanos y a Cifuentes han estado muy presentes. "Basta ya. Cifuentes se tiene que sentar a escucharnos, que mire lo que necesitamos y que nos reconozca”, ha denunciado la secretaria general de SATSE en Madrid. "Ciudadanos tiene la llave", han recordado desde UGT.

Por su parte, el Sindicato Asambleario de Sanidad (SAS) ya ha señalado que las movilizaciones para la “recuperación de unas condiciones laborales y salariales dignas para todos los profesionales del SERMAS” deben “ser mantenidas en la intensidad y el tiempo suficientes como para obtener resultados”. “Para conseguir la mayor movilización/participación posible de las/os trabajadoras/es, consideramos imprescindible que se realicen asambleas ‘decisorias’ en cada centro de trabajo. Sólo sentirse protagonista en la toma decisiones y no alguien a quien se le dan las cosas hechas, podrá motivar al personal en la lucha”, han recalcado desde la organización.

La sanidad privada, un conflicto de larga duración

Más avanzadas tienen las acciones en el sector privado. Varios meses de conflicto desembocarán –si un acuerdo de última hora no lo evita- en una huelga indefinida. La “intransigencia” y la “tomadura de pelo” de la patronal a la hora de negociar un convenio mejorado es el gran detonante del conflicto en la sanidad privada de Madrid. Los trabajadores ya están convocados; las asambleas informativas ya se están dando; los actos de mediación ya se han celebrado sin éxito.

“A pesar de nuestros esfuerzos, la patronal sigue empeñada en que la sanidad privada madrileña comience, el próximo 27 de noviembre, una huelga indefinida en el sector”, asevera el secretario de Sanidad Privada de SATSE Madrid, Juan Antonio Hervás Izquierdo. En total, el choque afecta a 17.000 profesionales, en los que también están incluidos los trabajadores de los centros adscritos a la red pública de hospitales de la Comunidad de Madrid (Rey Juan Carlos de Móstoles, Valdemoro, Villalba y Torrejón de Ardoz).

Y es que tras varios años de negociación entre sindicatos y patronal, la mesa está bloqueada sin grandes avances. Las diferencias en cuanto al aumento salarial son el gran dique de contención. “El aumento salarial es ridículo. Hemos estado cinco años con una congelación salarial mientras las empresas reciben unas ganancias económicas espectaculares”, apuntó Miguel Ángel Sierra, responsable de Clínicas Privadas de UGT, a EL BOLETÍN a inicios de octubre. El paso de los días no ha cambiado el escenario.

El conflicto laboral ya ha estallado en la sanidad madrileña y los pasos están diseñados. En la sanidad pública el patrón se repite con el sector privado: varios años con una reivindicación bloqueada, falsas promesas y una indignación que no deja de crecer. En las próximas semanas la sanidad madrileña puede quedar en jaque… mate.

Marco González

Periodista o intento, por lo menos. Aprendiendo. Y todo con un mejunje en la cabeza, pero con el periodismo comprometido como pegamento de unión.

Google Plus de Marco González

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de EL BOLETIN

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.