El Colegio de Médicos califica de “trato vejatorio” que Lasquetty jubile a 700 profesionales por carta

Javier Fernández Lasquetty, consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

La Junta Directiva del Colegio Oficial de Médicos de Madrid (Icomem) ha mostrado su «más rotundo rechazo» a que el consejero de Sanidad, Javier Fernández-Lasquetty comunicara por medio de una carta la jubilación forzosa a unos 700 profesionales sanitarios.

El Colegio de Médicos de Madrid critica así que el Gobierno regional, que preside Ignacio González, haya decidido prescindir de los servicios de los médicos mayores de 65 años, que hasta ahora podían prolongar su actividad hasta los 70 si superaban un examen físico y psicológico, con el único objetivo de ahorrar -ya que los facultativos que rondan esa edad son los mejor pagados del sistema- pero si tener en cuenta su gran experiencia profesional.

En un comunicado, del que se hace eco Europa Press, el Colegio de Médicos lamenta que los afectados recibieran una carta del director general de Recursos Humanos de la Consejería de Sanidad, Armando Resino, «donde se les comunicaba su jubilación forzosa a partir del 15 de mayo», instándoles a «disfrutar de las vacaciones correspondientes».

La organización tilda de «trato innecesariamente vejatorio» la forma de comunicar esta decisión a «profesionales que han participado durante años con su labor asistencial, capacidad docente e inquietud investigadora en el desarrollo de una de las mejores sanidades del mundo.»

El Icomem ha recordado las otras medidas de la Consejería como «las repetidas bajadas retributivas en los últimos meses, la conversión en jornada ordinaria de las horas extraordinarias o el acometer una reforma del sistema sanitario madrileño sin tener en consideración las propuestas de los diferentes colectivos profesionales».

Además, la corporación médica avisa de que muchos servicios o unidades quedan huérfanos, y recuerda que una posible mala gestión y las premuras por conseguir el ahorro fácil no están exentas de consecuencias para los pacientes.

Asimismo, el Colegio de Médicos ha apuntado que «es una irresponsabilidad no haber programado el abandono de estos profesionales del sistema», quienes son «pérdidas irreparables para el sistema» y cuyos pacientes no encontrarán «a ningún otro facultativo con su experiencia, peso o preparación».

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

EnglishFrenchGermanSpanish