Un sector del PP, preocupado por el mutismo de Aznar sobre el ‘caso Bárcenas’

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email
Compartir en Meneame

El silencio de José María Aznar sobre el ‘caso Bárcenas’ ha desatado la preocupación en las filas del PP. Un sector del partido no entiende por qué el expresidente del Gobierno no ha abierto aún la boca para negar el presunto reparto de sobres en ‘negro’, práctica con la que estaría relacionado ya que, según El País, se daba bajo su mandato.  

Los presuntos sobresueldos en ‘negro’ que el extesorero del PP Luis Bárcenas pagaba a altos cargos del partido no sólo han puesto contra las cuerdas Mariano Rajoy, sino que también han ‘salpicado’ a Aznar. Y es que, este reparto de sobres, según aseguró en Cuatro el que fuera secretario general de Alianza Popular, Jorge Vestrynge, ya se daba “en el 88”.

Esta afirmación de Vestrynge se une a las informaciones, como las de El País, que aseguran que esta práctica era muy habitual en la época de Aznar en la Presidencia del PP.

Por todo esto, desde las filas populares no se explican el silencio del que hace gala el actual máximo responsable de la Fundación FAES, sobre todo, cuando cada vez que ha existido alguna polémica relacionada con su Gobierno o con su gestión ha salido a dar la cara. Debido a estas apariciones públicas a las que nos tiene acostumbrados Aznar, este sector del PP, integrado en su mayoría por la ‘vieja guardia’ del partido, espera con ansias conocer la opinión que al respecto tiene el antecesor de Rajoy en el cargo.

Esta preocupación ya se ha dejado notar en los últimos actos del PP, tanto en la ejecutiva del partido celebrada ayer en Génova como esta misma mañana en los pasillos del Congreso, donde en los recesos de la Diputación Permanente muchos se preguntaban a qué esperaba Aznar para decir ‘esta boca es mía’.

Las esperadas explicaciones del expresidente del Gobierno podrían darse a finales de esta misma semana aprovechando el periplo latinoamericano de Mariano Rajoy. Mañana miércoles saldrá con destino a Perú para, un día después y hasta el viernes, visitar Chile, donde participará en un foro con empresarios.

La presencia de Rajoy en tierras latinas se produce apenas una semana después de que Aznar viajara a Chile para reunirse con su presidente, Sebastián Piñera, y mantener diversos encuentros con representantes políticos.