Rajoy en 2009: “Nadie podrá probar que Bárcenas y Galeote no son inocentes”

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El presidente del Gobierno y líder del PP, Mariano Rajoy, trasladó en 2009 su respaldo al por entonces tesorero del partido, Luis Bárcenas, y el eurodiputado, Gerardo Galeote, tras aparecer ambos en el auto que en su día remitió el actual exjuez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón al Tribunal de Justicia de Madrid sobre el ‘caso Gürtel’.

El silencio que guarda Mariano Rajoy ante la polémica que se cierne sobre la cuenta de Bárcenas en Suiza con 22 millones de euros, de los que 10 millones habría regularizado gracias a la amnistía fiscal aprobada por el Gobierno del PP, choca con la defensa que en su día hizo el líder popular de ahora extesorero y del eurodiputado Galeote, ambos ‘salpicados’ por el Gürtel.

En una visita en el Parlamento vasco cuando era jefe de la oposición en 2009, Rajoy aseguró estar convencido de que “nadie podrá probar” que ambos “no son inocentes” en referencia al auto de inhibición de Garzón sobre esta trama. El juez les acusaba de recibir distintas cantidades de la red dirigida por Francisco Correa.

“Estas dos personas no están imputadas por ningún tribunal, no están acusadas por nadie. La propia Fiscalía le ha dicho al juez Garzón que no mande el asunto al Tribunal Supremo porque cree que no hay indicios suficientes contra estas dos personas”, aseguraba Rajoy que incidía en que “ellos afirman su inocencia y yo estoy convencido de que nadie podrá probar que no son inocentes”.

Precisamente, un día antes de estas declaraciones, el líder del PP se reunía con Galeote en su despacho. Dos semana antes, hizo lo propio con Bárcenas.