Zapatero reconoce su error y se compromete a ampliar las ayudas a los parados

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Ante las críticas de partidos y sindicatos por el anuncio en el pasado Consejo de Ministros de la ayuda de 420 euros a los parados que lleven sin subsidio desde el 1 de agosto, el presidente del Gobierno ha hecho una pausa en sus vacaciones para reconocer su error y anunciar que estudiará la ampliación de esta ayuda para que llegue a más desempleados. La sorpresa de este anuncio ha provocado el caos en ministerios relacionados con la medida como Trabajo y Economía.

La mañana de hoy amanecía con unas declaraciones del ministro de Fomento, José Blanco, que ya dejaban entrever lo que al mediodía anunció José Luis Rodríguez Zapatero. Ante la «situación creada» con esta ayuda extra, afirmaba Blanco, el Ejecutivo ofrecerá «en las próximas horas una respuesta positiva para «tratar de garantizar una prestación que necesitan muchas familias». Todo hacía presagiar que algo podía pasar y los teléfonos de unos ministerios de Trabajo y de Economía casi vacíos por las vacaciones no paraban de sonar.

Tal expectativa creaban las palabras de Blanco que, preguntados por EL BOLETIN, miembros del departamento de Celestino Corbacho aseguraban no conocer nada sobre este asunto a pesar de ser este ministerio el encargado del real decreto de esta ayuda. Los ánimos se iban calentando en Trabajo hasta el punto que sus representantes, molestos por tener que dar las pertinentes explicaciones, aseguraban «pregúntenle a él, aquí no sabemos nada». Más calmados estaban en el Ministerio de Economía, aunque se mostraban igual de sorprendidos por la posible ampliación de la ayuda. «Yo creo que no se va a cambiar» han afirmado fuentes de Economía a este diario minutos antes de que hablara el presidente del Gobierno.

Todo este desconcierto ha llegado a su punto álgido en el momento en el que José Luis Rodríguez Zapatero certificaba las palabras de Blanco y, reconociendo su error, anunciaba que se reunirá con los sindicatos para estudiar la ampliación de la ayuda de 420 euros a los parados sin prestación. En concreto, la idea del presidente del Gobierno es ampliar el carácter retroactivo de esta ayuda. Un aluvión de críticas ha provocado el límite que el Ejecutivo ha fijado para este real decreto por el cuál sólo podrán acogerse quienes hubieran agotado la prestación por desempleo después del 1 de agosto.

La fecha que, posiblemente, el Ejecutivo podría fijar sería la del 1 de enero de 2009 que ya recomendaron UGT y CCOO al conocer esta ayuda en el pasado Consejo de Ministros.

Comunidades. La decisión del Gobierno de salir al rescate de los parados sin prestación no es una medida sorpresa ni exclusiva del Ejecutivo, sino que varias comunidades autónomas ya han aprobado propuestas similares en el segundo trimestre del año.

Galicia y Castilla-La Mancha desarrollaron un plan de choque por valor de 30 millones de euros para políticas activas. Medida que, en el caso de la comunidad gobernada por el socialista José María Barreda afecta a unos 11.000 parados sin prestación. Galicia, por su lado, según han asegurado fuentes de la consejería de Trabajo a este diario, utilizará parte del dinero de su plan para complementar los 420 euros del Gobierno.

Extremadura prefirió adelantarse al Ejecutivo y anunció un subsidio de 400 euros al mes durante seis meses con la posibilidad de prorrogarse por otros seis.

Para terminar con este viaje por las comunidades españoles que dan un balón de oxígeno a los parados está Murcia. Según anunció ayer el Gobierno murciano, la ayuda de Zapatero de 420 euros se ampliará, a cuenta de la propia comunidad, a los desempleados que lleven sin cobrar subsidio desde el 1 de enero de 2008.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA