Eurovegas pone a las cocineras catalanas en contra de Ferran Adrià

Ferran Adriá
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Eurovegas, el complejo de juego ideado por el magnate estadounidense Sheldon Adelson, sigue dando que hablar. Si no fuese poco con las críticas vertidas contra este proyecto, ahora Ferran Adrià se ha convertido en el centro de los ataques de las cocineras catalanas por apoyar su instalación en Cataluña.

Los detractores de Eurovegas vuelven a hablar. Tras los actos de protesta llevados a cabo por las plataformas que se oponen al proyecto de Las Vegas Sands, ahora son las cocineras catalanas las que cargan contra este complejo de juego y más concretamente contra su colega Ferran Adrià.

El que fuese propietario de El Bulli se ha convertido en el centro de las críticas de sus compañeras de profesión por anunciar que colaboraría con Eurovegas sólo si se instalaba en Barcelona. Ante estas declaraciones, un grupo de cocineras han hecho circular una carta por Internet en la que Adrià no sale muy bien parado.

La misiva, firmada por Montserrat Martínez Calvo, de Cocineras Contra Fronteras, carga contra Ferran Adrià por haber dado “su más firme apoyo a Eurovegas en nombre de los cocineros de Cataluña”. Además, critica la propuesta del catalán de “crear su proyecto de alta cocina dentro del complejo que se intenta instalar en el Prat de Llobregat”.

Ante ello, Martínez Calvo asegura que Adrià no representa a los cocineros catalanes porque “nunca le hemos dado nuestra opinión sobre el proyecto Eurovegas”. También increpa a su colega asegurando que “ha quedado bien retratado al apresurarse a formar parte de este pastel-proyecto, poniéndose al lado de los que van a destruir la poca huerta que nos queda” en la región.

“Señor Adrià, no sea tan avaricioso, aunque esté bien visto que la ambición no tenga límites, le pido por favor que esta vez dé apoyo a la alcachofa, a la que prometo encadenarme si intentan destruir estos huertos”, continua la carta.

Asimismo, la cocinera dice no dudar que la cocina de Adrià “es innovadora y sorprendente, pero es evidente que va dirigida a sus clientes, que no son ciudadanos de a pie, hacia ellos va su proyecto de alta cocina, a la élite, a este 1% que más que alimentados quieren ser sorprendidos”.

Por ello, pide al cocinero que piense “más en la alimentación de proximidad y de calidad del 99% cada vez más desprovisto de recursos” porque “la cocina debe estar al servicio de la humanidad, no sólo de los ricos, y usted sabe muy bien que este proyecto no le dará más riqueza al ciudadano, sino a esa élite, americana o catalana, que representa el capitalismo más feroz”.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA