La negociación en los mercados financieros alcanza récords en pleno agosto

Es agosto, pero los mercados financieros registran una actividad sin precedentes. Durante la última semana muchos inversores han decidido emular a los políticos de algunos países europeos y retrasar así sus vacaciones. El origen de este aplazamiento es el mismo en ambos casos: las turbulencias en los mercados. Los objetivos, muy distintos: mientras la clase política intenta con escaso éxito calmar los ánimos, los inversores internacionales tratan de aprovechar el clima de volatilidad imperante para ganar dinero (o para no perderlo). Así lo demuestra la actividad registrada por el mercado de futuros de Chicago (CME), Wall Street, la Bolsa de Londres o, también, el Ibex 35.

El CME, que es el mayor mercado de futuros del mundo, registró este martes un récord histórico de negociación entre inversores. Ese día se firmaron 25,7 millones de contratos de compra-venta de productos, entre los que destacaron el oro y el dólar australiano. Esta cifra supera el anterior récord, alcanzado el 6 de mayo de 2010, cuando se firmaron 25,3 millones de contratos. No es este mercado una excepción: en Wall Street se negociaron ese mismo día 16.900 millones de acciones, un volumen que no se registraba desde finales de 2008, tras la caída del cuarto banco de inversión más grande del mundo en aquel entonces, Lehman Brothers.

Joe Mecane, vicepresidente de NYSE Euronext, ha explicado que estas negociaciones no han generado, o fueron generadas a su vez, por picos en el mercado. Por el contrario, las negociaciones se dieron desde primera hora de la mañana y fueron aumentando progresivamente conforme avanzaba la jornada.

Esta tendencia no sólo se pudo observar en EEUU. Dentro del Viejo Continente la Bolsa de Londres (LSE) alcanzó el pasado martes un volumen de negociación valorado en 10.800 millones de libras esterlinas (unos 12.327 millones de euros). El martes anterior, 2 de agosto, esta cifra fue de 5.300 millones de libras ((alrededor de 6.050 millones de euros). En cuanto a España, en el Ibex 35 se han negociado de media diaria en agosto 4.000 millones de euros. La media diaria habitual durante el año en este índice es de unos 2.500 millones de euros.