Rajoy se vuelca en Andalucía mientras elude la foto con Camps

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El presidente del PP, Mariano Rajoy, ha decidido volcarse en Andalucía. Desde que comenzó el año, ha visitado la comunidad presidida por José Antonio Griñán al menos en siete ocasiones. Una cifra que contrasta con la única visita que el líder popular ha hecho este año a la Comunidad Valenciana, el pasado 14 de marzo. Rajoy está evitando hacerse una foto con Camps, especialmente después de que el Tribunal Supremo ordenara la reapertura del ‘caso de los trajes’.

De hecho, rechazó la invitación del PP valenciano para asistir al acto de apertura del curso político que mañana tendrá lugar en Alicante. En su lugar, estará junto a Javier Arenas en Málaga para presentar a los candidatos populares de la Costa del Sol.

El presidente popular quiere aprovechar el buen momento del PP andaluz, dado que las últimas encuestas reflejan una subida histórica en intención de voto en una comunidad gobernada por los socialistas desde que se constituyó, en 1980. El pasado mes de enero el Instituto de Estudios Sociales Avanzados (IESA) publicaba un sondeo que otorgaba la victoria al PP, por primera vez, con el 43,2% de los votos frente al 41,6% del PSOE.

Esta circunstancia ha animado a Rajoy a echar el resto y apostar por Arenas y promocionar su candidatura.

Por contra, ha preferido alejarse de Francisco Camps, investigado por el ‘caso Gürtel’, y el PP Valenciano (los presidentes de las diputaciones de Alicante y de Castellón también están implicados presuntamente en tramas corruptas). Lejos quedan los numerosos actos que protagonizaba Rajoy junto al líder valenciano en esa comunidad antes de que estallara la trama. No en vano, Camps se convirtió en su principal valedor en el congreso que ratificó el liderazgo de Rajoy en junio de 2008, celebrado precisamente en la capital del Turia.

La falta de apoyo de Génova y la inminente resolución del juez que instruye el ‘caso Gürtel’ en Valencia ha hecho que el PP valenciano acelere y comience ya la campaña nueve meses antes de las elecciones autonómicas y municipales. Hace un par de días se constituyó el Comité de campaña y mañana el acto de Alicante se prevé que impulse las candidaturas de Camps y del dirigente de esa provincia, José Joaquín Ripoll.

Además, la Generalitat valenciana acaba de adjudicar un contrato de publicidad a la empresa 210 Publicidad para impulsar una campaña que difunda una imagen homogénea de la Administración autonómica. Esta campaña se extenderá hasta el 31 de marzo. Algo más de dos meses antes de las elecciones.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA