Iceta pide al PSOE que deje a Sánchez buscar “una mayoría alternativa”

Miquel Iceta, líder del PSC
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Iceta recuerda a Page que el PSOE no renunciaría a sus prinicipios si ERC y Convergencia no condicionan su apoyo a la independencia y al referéndum. El líder del PSC, Miquel Iceta,  aseguró en Onda Cero que cree que Pedro Sánchez tiene obligación de “probar una mayoría alternativa y eso es lo que me gustaría que se intentase y que hubiera un apoyo muy amplio del partido”. 
 
Iceta dice que el PSOE está en la “obligación moral” de intentarlo y que está de acuerdo con Emiliano García-Page en que los  límites “son los valores del partido socialista, que no se tienen que poner como contrapartida de nada”, algo que cree no va a pasar puesto que “no se pactaría nunca un referéndum ni la independencia y por tanto no habría nada en contra de nuestros principios ni de los intereses de nuestros votantes”.
 
Iceta, que no es la primera vez que expresa esta opinión, pone como ejemplo el acuerdo alcanzado en Portugal, y recalca que “hay que explorarlo y hay que trabajar y ver si es posible”, insiste en que le gustaría que hubiera un gobierno cambio con Podemos y Ciudadanos, pero que si es imposible ambas formaciones pueden apoyar un gobierno del que no forman parte.  Y después pregunta a Ciudadanos si su negativa a explorar una posibilidad de encontrar un gobierno alternativo “la dice con la misma firmeza que dijo que no iba a hacer presidente a Rajoy”.
 
Y explica las tres razones por las que no quiere permitir que siga un gobierno del PP: “Primero, porque quiero una salida diferente a la crisis, segundo, porque hay que tomarse en serio la regeneración democrática y tercero, porque quiero que se empiece a andar un camino para solucionar el problema de encaje de Cataluña en España”.
 
El líder de los socialistas catalanes subraya que hay elementos que no pueden ser susceptibles de pacto (independencia y referéndum, y se pregunta qué  problema habría  para pactar con  ERC y Convergencia si están dispuestos a no poner esa condición.  
 
Haciendo notar que  “el independentismo vive muy feliz con Rajoy de presidente porque ellos están encantados de decir ‘España no quiere negociar, mirar a Rajoy’” ya que creen que eso les da  “más argumentos a favor de su proyecto político”. Y apunta que «el encaje de Cataluña requiere un gobierno que quiera hablar, cosa que Rajoy no va a hacer».