El embajador británico en España afirma que Cataluña y Escocia no son lo mismo

Simon Manley, embajador británico en España
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Simon Manley ha aclarado en una rueda de prensa celebrada en Murcia que la situación de ambas regiones es “distinta”, aunque matiza que no pretende interferir en los asuntos domésticos de España. El embajador británico en España, Simon Manley, ha declarado que los referéndums convocados en Cataluña y en Escocia responden a casos «distintos», aunque se ha apresurado a matizar que no es su intención interferir en las labores del Gobierno español sobre «cómo debe tratar el asunto».

Al respecto, y según una información recogida por Europa Press, Manley ha afirmado en una rueda de prensa celebrada en Murcia estar «muy contento” porque “el pueblo escocés ha dado un resultado muy claro hace dos semanas en el referéndum». En dicha consulta, la mayoría de los escoceses manifestaron que preferían mantenerse dentro del Reino Unido.

Manley ha explicado que el Gobierno británico, liderado por el conservador David Cameron, ahora trabaja «para conseguir las ofertas de los tres partidos unionistas: liberales, conservador y laboristas». En este sentido, ha avanzado que se va a trabajar sobre propuestas concretas «antes de noviembre» y un proyecto de ley de devolución de poderes al pueblo escocés «antes de enero de 2015». Respecto a Cataluña, ha considerado que «no es el papel de los embajadores de otros países el dar consejos al Gobierno o pueblo español sobre un asunto tan difícil».

En cuanto a la Unión Europea y el rol del Reino Unido en el proyecto, ha reconocido que aunque hay reticencias a una mayor implicación, para ellos «es muy importante que podamos trabajar juntos con nuestros socios europeos para conseguir una UE reformada, una UE que pueda jugar el papel importante en el concurso global, que pueda ser más competitiva, que pueda ser más democrática y responder un poco a las preocupaciones de los ciudadanos europeos».