www.elboletin.com

La especulación en Bolsa, a la conquista de la velocidad de la luz

viernes 19 de agosto de 2016, 00:00h
Ticker de cotizaciones de la Bolsa de Madrid
Ticker de cotizaciones de la Bolsa de Madrid
Los nuevos robots de negociación de alta frecuencia permiten reducir en un 65% el tiempo que se toman las actuales máquinas automáticas para ejecutar una compraventa.
El desarrollo de la tecnología aplicada a las finanzas va mucho más allá de las aplicaciones para móvil de los bancos minoristas. Una ínfima parte de segundo en Bolsa marca la diferencia entre una abultada rentabilidad o un rendimiento más bien modesto. Los especuladores del parqué se han lanzado a la conquista de la velocidad de la luz.
 
La batalla por conseguir la conexión más rápida con los nodos de negociación de valores entra en un punto determinante en el la transmisión de información y órdenes de compraventa prácticamente iguala la velocidad de la luz. Este es el objetivo en el que hoy por hoy trabajan varias startups del pujante y competitivo sector de las fintech. A la cabeza de esta carrera, dos firmas australianas, Metamako y Exablaze, y una estadounidense, xCelor.
 
Este peculiar y adelantado terceto ha conseguido ya que en apenas cuatro nanosegundos, lo que vienen a ser cuatro milmillonésimos de un segundo, una orden de compraventa sobre un determinado activo llegue desde la terminal del bróker al sistema de negociación. Unas operaciones que, en su mayor parte, se producen sin mediación humana alguna y que va fundamentada en parámetros puramente algorítmicos que en el mejor de los casos tan solo han sido acotados entre dos rangos de precio por un ser humano.
 
Uno de los cofundadores de Metamako, David Snowdon, afirma en declaraciones recogidas por The Wall Street Journal en su versión latina que “estamos empujando los límites de la física”. Esto se debe a que las máquinas que ya ha desarrollado la firma con sede en corazón financiero de Sídney son capaces de transmitir órdenes en una fracción del tiempo que hoy por hoy requieren los servidores de la capital financiera de Australia para procesarla y ejecutarla.
 
Más allá de la velocidad, estos sistemas también requieren de un ancho especial para desplegar todo su potencial. Esto se debe a que estos robots de negociación de alta frecuencia -razón por la que son más conocidos por las siglas en inglés HFT (high-frequency-trading)- son capaces de lanzar varios miles de órdenes por segundo determinadas directamente por la información de precios y posiciones que sobre un activo recibe directamente del servidor central de cada mercado u operador de valores.
 
Tanto Metamako como xCelor, y siempre según la información recogida por el diario de cabecera de Wall Street, afirman estar en facultad de completar una operación negociadora, lo que incluye devolver las órdenes a la Bolsa una vez confirmadas, en alrededor de 85 nanosegundos. El tiempo que tarda el interruptor más rápido de los que actualmente prestan servicio se toma un tiempo no inferior a 240 nanosegundos en realizar la misma tarea, según los datos que el fabricante tecnológico Cisco recoge en su propia web corporativa.

José M. Del Puerto

Madrileño y viajero inquieto que junta letras en ElBoletin.com desde 2010. Más concretamente, revolviendo entre los números y los nombres de la Bolsa como redactor de mercados.

Google Plus de José manuel del Puerto

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de EL BOLETIN

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.