El Nasdaq restringe las ventas en corto sobre Apple cuando caía un 12%

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

El descalabro del 12% que este jueves se ha llegado a apuntar Apple ha activado de forma automática un sistema de la plataforma Nasdaq que limita las ventas en corto cuando una cotizada sufre un pronunciado retroceso bursátil. El mecanismo se ha puesto en marcha a media sesión neoyorquina en medio de una fuerte avalancha de órdenes de venta.

La gigante tecnológica recibe este brusco castigo después de haber presentado unas frágiles previsiones para el primer trimestre de este año recién estrenado. Apple ha lanzado estas proyecciones tras haber cerrado las cuentas de un año 2012 en el que, aunque ha logrado batir récords de ventas, no ha superado las expectativas del mercado.

Ante este pesimista panorama de futuro y la amenaza de que alguno de sus competidores amenace la posición de indiscutible liderazgo de la que hasta ahora gozaba la compañía, un total de dieciocho casas de inversión han reducido su recomendación sobre la compañía. El precio objetivo de consenso del que ahora goza Apple se sitúa este jueves a 130 dólares por debajo del de ayer y su capitalización bursátil se reduce en prácticamente un cuarto.

Tras la puesta en marcha de este mecanismo amortiguador -previsto por la Norma 201 de la regulación estadounidense sobre ventas a corto del año 2005-, los títulos de Apple han moderado su descenso al entorno del 10%. Una cifra que ya auguraban sus futuros antes de la apertura de Wall Street y a partir de la cual se activa el sistema. Según han explicado varios expertos, consiste en que una posición corta se cubre con una larga de forma automática para paliar las avalanchas vendedoras sobre los valores que componen el tecnológico índice neoyorquino.