Sniace está a cuatro meses de echar el cierre, según su presidente

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email
Compartir en Meneame

El cierre de Sniace podría llegar en los próximos tres o cuatro meses. El presidente de la cotizada, Blas Mezquita, no se atreve a descartar este oscuro futuro incluso después de haber promovido un amplio expediente de regulación de empleo. El empresario ve muy complicado llegar a verano si el Gobierno no se revisa el ‘céntimo verde’ recientemente impuesto a la producción de carburantes.

La nueva tasa, recogida en la recientemente aprobada Ley de Medidas Fiscales para la Sostenibilidad Energética, podría suponer unos nueve millones de euros en las cuentas de Sniace para este ejercicio 2013. Una suma que hace inviable la actividad de la compañía, ha comentado este mismo miércoles Mezquita con el secretario del comité de empresa, según recoge la agencia <em>EFE</em>.

Ambos han mantenido esta mañana una reunión de más de dos horas de duración en la que han tratado en torno a los motivos para formular un ERE sobre el 61% de la plantilla. El llamado ‘céntimo verde’ que se suma a las tasas medioambientales regionales es la que ha forzado la reducción de actividad en la fabricante de carburantes.

Frente a este panorama en su mercado doméstico, Sniace tiene puestas sus miras de futuro en Polonia, donde la construcción de una gran planta de bioetanol ha otorgado varias sesiones alcistas a sus acciones en la Bolsa de Madrid. En lo poco que va de este 2013, la cotizada ha remontado un 9% en el parqué, arropada por la pujanza de un buen puñado de valores de mediana capitalización.