El dividendo protege a las ‘telecos’ del desplome de las Bolsas europeas

Las grandes operadoras de telefonía han conseguido esquivar parte de las pérdidas que en las últimas sesiones azotan los parqués europeos. La alta rentabilidad por dividendo de firmas como Telefónica y France Télecom las coloca a la cabeza del Eurostoxx 50 por retribución al accionista, lo que invita a los inversores a permanecerles más fieles y a no se lanzarse las ventas sin medida como sí ocurre en los valores industriales.

En el último mes, las ventas provocadas por el miedo a un frenazo económico han hecho que el Eurostoxx 50 haya retrocedido más de un 18%. Sin embargo, las ‘telecos’ parecen aguantar mejor el envite de los mercados. Nicolás López, de MG Valores, explica que al hecho de que el sector ya sea considerado como defensivo en situaciones como la actual se suma el que los inversores por dividendo, más largoplacistas, mantienen sus posiciones con más tesón que en otros valores.

France Telecom, la operadora gala, encabeza el ranking de las 50 grandes de Europa que mejor retribuyen a sus accionistas con un 10,90% de rentabilidad por dividendo, según estimaciones para este año. Este factor le ha servido a la compañía para aferrarse a los 13 euros por acción y perder sólo un 7,49% desde julio. Un retroceso que en caso de la sexta del Eurostoxx con mejor retribución (8,51%), Telecom Italia, se reduce hasta el 3,85%.

El comportamiento de Telefónica, aunque perjudicado por su asociación con la ‘marca España’, también es mejor que la del conjunto del mercado. En el último mes ha cedido un 10,9% de su precio, un porcentaje que mejora ampliamente el retroceso del 14,88% del selectivo Ibex 35. La operadora española es la tercera que mejor retribuye a sus partícipes dentro el mercado español y la segunda dentro del indicador europeo.

Desde Pastor Banca, Javier Contreras señala que de la espiral de ventas de las últimas semanas “no se salva nadie”, ni siquiera las cotizadas más rentables por dividendo que sólo consiguen esquivar los retrocesos del mercado de forma parcial, algo que se hace más evidente en sectores como el energético, tradicionalmente considerado como defensivo.

Las energéticas RWE, E.ON y Enel -todas ellas dentro de las diez con mejor rentabilidad por dividendo del Eurostoxx- se han dejado cerca del 15% en los tres casos. Sobre éstas pesa también la amenaza de que sus negocios en energía nuclear tengan los días contados, por lo que ni siquiera su carácter defensivo y rentabilidades por dividendo que alcanzan el 8,5%, según lo previsto, han sido suficientes para atraer o mantener a sus accionistas.

La analista de Selfbank Covadonga Fernández también es de la opinión de que en las últimas jornadas “se penaliza de forma indiscriminada, sin atender a fundamentales”. Con estas premisas explica el que las compañías menos endeudadas del Continuo no estén sacando partido de la incertidumbre actual, como sí ha ocurrido en anteriores periodos bajistas.

Vueling, la compañía menos endeudada del parqué español, se ha dejado un 26% de su precio de cotización en el último mes a pesar del abaratamiento en el precio del crudo. En el caso de Técnicas Reunidas, la segunda cotizada española con menos deuda sobre Ebitda, el desplome de las últimas 30 sesiones alcanza el 24,8%.