Arabia Saudí revierte un tercio de su recorte a la producción de petróleo

Extracción de petróleo
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Los 10,011 millones de barriles diarios de petróleo que Arabia Saudí ha producido en febrero dejan todavía margen hasta las tasas pactadas con Rusia y la OPEP. Arabia Saudí vuelve a acelerar el ritmo de bombeo de sus pozos de petróleo solo un mes después de haber aplicado un contundente frenazo. El país ha anunciado que su producción de crudo en febrero alcanzó los 10,011 millones de barriles al día, lo que supone la reversión de un tercio de la contención con la que empezó el año.
 
La cifra ha sorprendido a la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), pues sus estimaciones preveían que los pozos saudíes produjeran 9,8 millones menos de barriles al día, más allá del recorte de enero. Sin embargo, las cifras remitidas por Riad al cártel petrolero muestran que en lugar de continuar con la contracción, se engordó la producción en 263.000 barriles al día durante el mes de febrero.
 
A pesar de este incremento en contra de las previsiones de la OPEP, Arabia Saudí sigue por debajo del tope fijado para sus pozos en el acuerdo suscrito con sus socios el pasado 30 de noviembre. No obstante, las advertencias de que Arabia Saudí pronto podría saltarse este pacto han regresado, pues el ministro de energía del país ha anunciado que no está dispuesto a “cargar indefinidamente” con las decisiones “por libre” de Rusia, Irak y sus vecinos de Emiratos Árabes Unidos.
 
Esta disparidad pone en peligro el frágil acuerdo alcanzado entre los miembros de la OPEP y otros países productores no integrados en la agrupación, como Rusia. El objetivo del pacto no era otro que aupar la cotización del petróleo en los mercados internacionales de materias primas, donde la menor demanda resultante de un más comedido ritmo de expansión económica. Sin embargo, el reciente repunte de reservas en EEUU ha provocado nuevos episodios de caída de precios desde las cotas reconquistadas.
 
Los 10,011 millones de barriles diarios de Arabia Saudí suponen un margen de repunte a la producción del país del 0,5% hasta los 10,058 millones diarios recogidos en el pacto entre potencias. El dato que la OPEP aporta sobre cálculos no oficiales de cada uno de sus países integrantes apuntaba hacia un recorte adicional del bombeo del pasado febrero de 68.100 barriles, hasta los 9,797 millones diarios.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA